Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
Carta a Los Gobernantes
Eduardo García Gaspar
6 febrero 2002
Sección: Sección: Una Segunda Opinión, SOCIALISMO
Catalogado en:


Estimados señores gobernantes:

Bien es sabido que muchos de ustedes buscan a toda costa la elevación del número de empleos. Pues bien, inspirado después de leer a Bastiat, el célebre economista francés, e imitándolo, presento a ustedes diversas ideas que con toda seguridad resultarán en un incremento del empleo.

Todo lo que hay que hacer es seguir la misma línea de razonamiento que muchos de ustedes ya aplican, pero sin llegar ustedes a su extremo lógico.

Me refiero al principio de regular la economía, pero en serio, aplicando todo tipo de restricciones a la iniciativa personal. Por lo pronto, el pleno empleo puede lograrse en poco tiempo con una simple y sencilla ley que prohibiera a los trabajadores el uso de la mano derecha.

En serio, hay que ver las proyecciones económicas: si hay trece millones de trabajadores, hay 26 millones de manos trabajando, es decir, podríamos tener trece millones más de empleos mañana si a los trabajadores actuales se les prohibiera legalmente usar la mano derecha.

Claro que esto tiene el problema que al cabo del tiempo se harían hábiles con esa mano, lo que podría remediarse en su momento prohibiendo el uso de las dos manos y permitiendo sólo el uso de los pies.

Cierto que las cosas costarían más, pero hay que ver la elevación del empleo y la elevación de los salarios como la meta principal, igual que actualmente se hace cuando se le ponen obstáculos al trabajo libre.

No es exagerada la propuesta, pues sigue la misma lógica de que haciendo el trabajo más difícil se progresa, que es lo que ustedes han hecho toda su vida.

En cuanto a la competencia extranjera, quisiera mencionar un ataque que estamos sufriendo desde hace siglos contra nuestra industria nacional. Se trata de la competencia de un extranjero que nos inunda con su producto a un precio ridículo sin que ustedes hayan hecho nada.

Me refiero al sol, que nos da gratis su luz y energía sin que se haya intentado ponerle jamás aranceles.

Por eso, ruego a ustedes expedir con urgencia una ley que haga obligatorio cerrar todas las ventanas, puertas y tragaluces por los que el sol pueda entrar. Esto será, desde luego, un fomento a la industria nacional con su consiguiente incremento de empleos.

Piensen en lo que esta ley causará: un aumento en la demanda de todo tipo de artículos, incluyendo cerillos para prender velas, por no mencionar focos, cables, vidrio, metal, baterías, con su consiguiente derrama en las industrias proveedoras de insumos.

El empleo se elevaría notablemente y la popularidad del gobierno sería extraordinaria. Por favor, no vean esto, estimados gobernantes como algo ingenuo, pues ella sigue las mismas líneas de sus propuestas para el proteccionismo de la industria nacional, para la planeación de la economía, para la no privatización de las empresas.

Estas ideas son la consecuencia lógica de lo que ustedes han pensado y propuesto por años y años. Más aún, podríamos pensar en otras ideas igualmente sólidas, como las de hacer más caro el uso de las computadoras, algo en lo que ustedes se me han adelantado.

Por otro lado, gracias a su ineficiente combate a la criminalidad, la industria de alarmas de carro y de casa ha recibido un impulso maravilloso. Me he reservado mi mejor idea para el final.

Si ustedes dicen que los impuestos son buenos, pues lo que yo sugiero es que las tasas de impuestos sean de 100%. Si un IVA de 20% en el salmón es buena, pues entonces una tasa de 100% en el resto de las cosas es aún mejor. Es lógico.

No dejen de considerar estas ideas en sus leyes e inciativas políticas, pues lo que me he limitado a hacer es, como dije, llevar a su consecuencia lógica lo que ustedes hacen al proteger a la industria nacional, al ponerle trabas al trabajo.

El mérito, pues, no es mío, sino de ustedes, los gobernantes y los planeadores sociales, cuyas ideas he tomado y proyectado a medidas muy lógicas según los principios de ustedes mismos. Gracias por su atención.

ContraPeso.info es un proveedor de ideas que explican la realidad económica, política y cultural y que no contienen los medios dominantes. Sostiene el valor de la libertad responsable y sus consecuencias lógicas.





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras