Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
Modas Administrativas
Eduardo García Gaspar
18 noviembre 2002
Sección: NEGOCIOS, Sección: Asuntos
Catalogado en:


Igual que en el negocio del vestido, la administración tienen sus modas que van y vienen. A veces están de moda los cuadros, después las rayas y más tarde los puntos.

La administración es igual víctima de movimientos bastante caprichosos, como el de los conglomerados tan bien vistos hace unas décadas y hoy tan despreciados.

Claro que no todo es negativo y algunas modas tienen sus buenos fundamentos, como el énfasis en la calidad, o más recientemente en la construcción de una relación de uno a uno con los clientes.

Lo que quiero hacer en este espacio es una distinción entre dos elementos de esas modas.

Primero, el fondo detrás de la moda administrativa. Cuando ese fondo contradice al sentido común, esa moda va a ser negativa en sus resultados. Pero cuando el fondo de esa moda es consistente con principios obvios derivados de años de experiencia, ella debe ser vista como un posible adelanto técnico.

Me explico. Si usted cree que el énfasis en la atención al consumidor es relativamente nuevo, déjeme decirle que él viene de un principio religioso de hace muchos siglos, el de tratar a otros como uno quiera ser tratado.Uno es la consecuencia lógica del otro.

Lo de los conglomerados de hace menos tiempo, era la contradicción del principio de la especialización. Nada había que apoyara de verdad a la noción de los conglomerados, excepto unos débiles razonamientos financieros ajenos al corazón del negocio.

La lección aquí es obvia: si la moda administrativa contradice al sentido común de principios aceptados, es muy posible que esa moda dé resultados negativos.

Segundo, la forma que toma la moda administrativa, que es muy distinta a su fondo.

Por ejemplo, el positivo énfasis en poner por delante al consumidor es congruente con el principio reconocido de tratar a los demás como uno quisiera ser tratado… pero lo valioso de esa moda administrativa es la serie de herramientas que nos ha ido dejando, como la investigación psicográfica de hace unas décadas o la más reciente herramienta de Administración de la Relación con el Cliente (CRM).

Son contribuciones positivas porque nos brindan herramientas nuevas que están basadas en principios sólidos, lo que tiene un gran valor. Lo mismo está sucediendo hoy mismo con la adición de un nuevo elemento de competencia.

Si antes, en lo general, veíamos las dimensiones de precio y calidad como las vitales en el ofrecimiento de productos y servicios, ahora ha iniciado la inclusión de una dimensión adicional, la rapidez con la que el producto o servicio llega al cliente.

Y eso produce innovaciones, como las nuevas terminales multimodales de transporte en las que almacenes de todo tipo, aduanas, aviones, ferrocarriles, camiones y plantas manufactureras están unidas en un proceso continuo que hace difícil determinar donde empieza una función y termina la otra.

En pocas palabras, no hay que sucumbir a las modas de la administración sin examinar su fondo, pues más que grandes principios o valores, lo que ellas hacen es darnos por lo general innovaciones en las herramientas a nuestra disposición.

ContraPeso.info es un proveedor de ideas que explican la realidad económica, política y cultural y que no contienen los medios dominantes. Sostiene el valor de la libertad responsable y sus consecuencias lógicas.





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras