Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
Las Cosas Obvias
Eduardo García Gaspar
15 agosto 2006
Sección: PROSPERIDAD, Sección: Una Segunda Opinión
Catalogado en:


Hay muchas cosas que las tenemos tan cerca que no nos damos cuenta y un ejemplo brillante de eso me fue dado el otro día. Me dijo una persona que pusiera atención en el Padre Nuestro, una oración repetida enormemente por los cristianos, sin realmente ver qué dice.

Me retó a encontrar una diferencia, una excepción, lo que no pude hacer.

La oración dice: Padre nuestro, que estás en el cielo, santificado sea tu Nombre; venga a nosotros tu reino; hágase tu voluntad en la tierra como en el cielo. Danos hoy nuestro pan de cada día; perdona nuestras ofensas, como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden; no nos dejes caer en la tentación, y líbranos del mal.

Esa persona me dijo lo siguiente.

Si pones atención, todas son peticiones a Dios. Pedimos que su nombre sea santificado, que nos alimente a diario, que perdone nuestros pecados y más. A cambio, nosotros ofrecemos sólo una cosa, perdonar a quienes nos ofenden. Tenía razón.

En esa oración, que es la oración perfecta, dicha por Jesucristo mismo, únicamente hacemos la promesa de perdonar a los demás. El resto son peticiones y ruegos. Algo debe haber allí, algo importante.

Por casualidad, días después leí que un teólogo luterano, Reinhold Niebuhr, había escrito que “la corona de la ética cristiana es la ética del perdón… Amor como perdón es el más difícil e imposible de los logros morales…”

Coincide con lo anterior y con otras cosas, como esa de perdonar siete veces, y la de amar a los enemigos. Recordé algo que leí de Paul Johnson, el historiador inglés, quien escribió que si no se ama a los demás, al menos sería bueno comportarse como si se les amara.

¿Coincidencias? No creo. Son muestras que apuntan en una misma dirección, que es la de que llevarnos bien es positivo, da buenos resultados. Una forma de comprobarlo es ver lo opuesto, ¿es mejor llevarnos mal?

La respuesta es intuitiva y apunta en una dirección, la de que viviremos mejor en una sociedad en la que prevalezca el buen trato entre las personas, que una en la que suceda lo contrario.

Con otras palabras, F. Fukuyama lo postuló en su famoso libro “Trust” e hizo bien al recordarlo. M. Novak lo puso mejor aún, dijo que sería sorprendente que las reglas morales no produjeran también buenos resultados materiales, es decir, las sociedades en las que se respete a los demás producirán condiciones de mejor vida para todos.

El punto es profundo, pues significa que las reglas religiosas y las morales con compatibles con la prosperidad.

Lo admirable de estas ideas es que vienen de terrenos bíblicos, teológicos, sociales, económicos, de sentido común… y todos nos llevan a la misma conclusión, la de la conveniencia de llevarnos bien. Llevarnos bien para fines tan trascendentes como el salvar nuestras almas, o tan terrenales como para mejorar nuestra situación material.

Tampoco extraña que esto suceda a los humanos, seres por naturaleza sociales, que deben vivir en comunidad y por eso, tener reglas de convivencia. Algunos dirán que se trata sencillamente de civilización.

Una aplicación práctica de todo esto lo estamos viviendo en México, en estos mismos momentos, cuando un grupo de personas está ignorando los más básicos principios de convivencia y, al mismo tiempo, se ven las consecuencias de sus acciones.

Ya hay reportes de daños físicos a enfermos que no han podido trasladarse a recibir atención médica y cálculos de daños económicos de consideración, en la misma ciudad en la que esas acciones suceden, pero también en el resto del país.

Mi punto, que supongo que bien valga una segunda opinión, es que las acciones de las personas tienen consecuencias, que en este caso son las anticipadas. Las reglas de convivencia no pueden violarse impunemente. Siempre habrá efectos y ellos no son positivos.

En este caso, se daña el bienestar de quienes son afectados directamente. Pero siendo la sociedad un ente de infinitas y complejas interrelaciones, el resto de las personas también son dañadas: algunos empleos no son creados, un proveedor reduce sus pedidos, un enfermo no dispone de medicinas a tiempo, los niños tienen que desayunar en los coches y mil cosas más. El ser animales sociales nos debe bastar para hacernos pensar que somos más sociales que animales.

POST SCRIPTUM

• La cita de Reinhold Niebuhr viene de McEnhill, Peter, Newlands, G. M (2004). FIFTY KEY CHRISTIAN THINKERS. London ; New York. Routledge. 0415170508.

• Las referencias son a:

– Fukuyama, Francis (1995). TRUST : THE SOCIAL VIRTUES AND THE CREATION OF PROSPERITY. New York. Free Press. 0029109760.

– Novak, Michael (1984). VISIÓN RENOVADA DE LA SOCIEDAD MODERNA. Monterrey, México. Centro de estudios en economía y educación A.C.

– Johnson, Paul (1996). THE QUEST FOR GOD : A PERSONAL PILGRIMAGE. New York. HarperCollins Publishers. 0060173440.

CRONOLOGIA

Los medios reportaban lo siguiente a las 17:14 del 14 de agosto:

Grupo Reforma, “Unos 500 agentes de la PFP desalojan a golpes a legisladores y manifestantes perredistas que protestaban en la entrada principal de San Lázaro.”

El Universal, “Elementos de la PFP lanzan gas lacrimógeno a manifestantes; desmantelan tres carpas y una casa de campaña frente a la Cámara de Diputado… Exige Calderón a AMLO respetar símbolos patrios.”

La Jornada, “Elementos de la PFP intentaron disolver el plantón que integrantes de la coalición Por el bien de todos sostenían afuera de la puerta principal del Palacio Legislativo en San Lázaro.”

Notimex, “Elementos de la PFP iniciaron el desalojo de simpatizantes de la coalición Por el Bien de Todos de las inmediaciones del Palacio Legislativo de San Lázaro, quienes utilizaron piedras para agredir a los uniformados.”

La Crónica, “Elementos de la PFP iniciaron el desalojo de simpatizantes de la coalición Por el Bien de Todos de las inmediaciones del Palacio Legislativo de San Lázaro, quienes utilizaron piedras para agredir a los uniformados.”


ContraPeso.info, un servicio con antecedentes desde 1995, funciona como proveedor de ideas e información adicional a los medios dominantes.





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras