Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
Fazaña Carente de Maña
Selección de ContraPeso.info
5 mayo 2007
Sección: EFECTOS NO INTENCIONALES, Sección: Asuntos
Catalogado en:


ContraPeso.info presenta el texto de Víctor Miguel Gutiérrez Pérez, alumno del ITESM Campus Monterrey, tratando el tema de effectos no intencionales con un estilo muy particular.

Los efectos colaterales no intencionales surgen como contrahechas fantasmas de la nada, constituyen todo un debate en tantas áreas como las hay en el conocimiento humano ¡y vaya un tema para debatir es aqueste!

Se sufren en la economía, en la política y en otros tantos puntos de grande importancia para la sociedad, que ni la literatura se halla libre dellos. Para entenderles mejor, pues como todas las sombras del Averno, aquestos son de natural incomprendidos, a continuación presento algunos ejemplos que espero den algún solaz y, cuales castigos de don Amor, al tiempo cultiven la viña del intelecto de los caros lectores.

Venía diciendo, pues, que la literatura también cuenta con sus efectos no intencionales, y en tan gran número que no acertaría el más erudito a enumerarlos, aunque se dedicase a sólo ello.

Sin embargo, un ejemplo harto notorio, bien puede hallarse en la obra cúspide de la literatura hispánica: el celebérrimo Quijote de la Mancha.  Recuérdese cuando iba de vuelta el osado caballero a su aldea y, de súbito, escuchó a su diestra mano salir del bosque unas lamentaciones.  Juan Haldudo, ahí, punía severo al mozo Andrés por su estulticia mucha y diligencia poca.

El hidalgo manchego intervino y, en su oficio de enderezar tuertos y desfacer agravios, con razones más propias de un rústico Gandalín que de un alto Amadís, obligó al amo a liberar al criado y le hizo jurar que habíale de pagar cuanto le debía, pues perjuraba aquél que en mucho tiempo no vía justo salario.

Se marchó don Quijote felicísimo por su laudable mediación; mas al mozo Andrés no le resultó la gesta como lo había esperado, pues su amo pagóle con creces… en azotes.  He ahí un efecto colateral que ni por pienso estaba contemplado, y así como acaeció a don Quijote y los villanos, acontece diariamente en el mundo moderno.

Sírvanos para continuar ilustrando estas penosas contingencias lo que nos cuenta el bachiller Fernando de Rojas que con la puta vieja Celestina vino a suceder.  Pármeno y Sempronio, siervos de Calisto, tentados por un caudal que la alcahueta ofrecióles a cambio de lealtad y buen servicio, hacia el aucto dozeno se decidieron a cobrarlo; mas la astuta medianera puso la blanca en secuestro, creyéndose con ello ahorrarse más molestias.  ¿Y cuál fue el resultado? Echaron los criados mano al fiel acero y diéronle muerte a la avara hechicera en su casa.  No esperábalo la vieja.

Digo agora que quién no se acordará, como ejemplo para el final, del pobre don Pitas Payas, un pintor de Bretaña.  Él quiso estar aguzado y siendo recién maridado a su antojadiza esposa pintole un corderito en el vientre, diciendo ser esto mensura fidedigna de la fidelidad a él tan debida; se fue luego a mercar a Flandes por dos años y la mujer, naturalmente débil, consiguiose entendedor con quién poblar su morada.

El cordero se borró y cuando se supo que volvía don Pitas Payas, astuta la mozuela pidió a su entendedor que le redibujase, cual mejor pudiese, el corderillo mentado, mas siendo poco diestro el adúltero recreó un carnero de cabeza cumplido.  Al llegar el pintor y preguntar por su marca, mostrola la mujer, el otro respingó, reclamó, desesperó; ella sólo dio por respuesta que es natural el crecimiento con el paso del tiempo, si ha llegado antes aún topábase el cordero.

Los efectos no intencionales en este exemplo de Juan Ruiz: la mujer hizo un más justo reclamo gracias a que no se esperaba que tan buen entendedor fuera tan mal dibujante.

Y así como los anteriores hay muchísimos casos más; sin embargo, basten estos peregrinos enredos para dejar en claro que no importa cuán buenas, egoístas o previsoras sean las medidas que tomemos, siempre existen cosas que sin intención resultan y, porque aquestas no sean perniciosas, más vale pensar primero y ejecutar después.


ContraPeso.info es un servicio con antecedentes desde 1995, que funciona como proveedor de ideas e información adicional a los medios dominantes.





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras