Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
La Pobreza de las Naciones
Eduardo García Gaspar
22 febrero 2008
Sección: PROSPERIDAD, Sección: Una Segunda Opinión
Catalogado en:


El tema de estos días es la renuncia de Fidel Castro a un puesto oficial de gobierno. Y el tema ha dado motivo para lo obvio, el análisis de lo que deja Castro en su país. En lo que he leído, fuera de las loas tontas y de las críticas sin sentido, hay algunos comunes denominadores que son interesantes de examinar en una segunda opinión.

Se han mencionado situaciones admirables en régimen de salud y de deportes, también en educación, aunque también hay críticas fuertes, como la de una educación que es indoctrinación socialista y narcisista y de un sistema de salud menos eficiente de lo creído. Pero en general, predomina la mención de fracasos económicos que comparan muy desfavorablemente con la situación previa a Castro.

Sobre todo, predomina la mención de falta de libertad en un sistema con unos pocos privilegiados que acumularon el poder: prisioneros políticos, torturas, fusilamientos, libertad de prensa inexistente… También vi menciones del embargo estadounidense, una medida un tanto absurda y con menos efectos de los esperados: sí hay comercio internacional en Cuba y no es pequeño.

La conclusión es hasta aquí clara: la situación cubana en este momento deriva de dos variables, políticas económicas equivocadas y un sistema de gobierno de poder concentrado.

Si alguien quiere tener la receta para el fracaso de un país, basta con aplicar esas dos cosas, que es lo mismo que está haciendo Chávez en Venezuela… aunque los tiempos son otros. La situación cubana no es accidental, ni es efecto de factores externos incontrolables. Es un efecto lógico de decisiones malas de un grupo que concentra aún el poder.

La renuncia de Castro es formal, como presidente de un sistema político de un solo partido que él domina y que no puede perder elecciones, con o sin él. El poder informal tendrá en Castro una figura importante de cohesión hasta su muerte. De allí en adelante podrá existir una lucha más abierta por el poder, seguramente sustentada en diferentes enfoques económicos. Una posibilidad es la copia de los cambios chinos, la otra es el mantenimiento de las posiciones ortodoxas hasta la aparición del Gorbachev local.

Sea lo que sea, se trata de medio siglo de estar en el poder, todo un récord político caracterizado por una represión política brutal que inició en 1959, cuando Cuba tenía el ingreso per cápita más alto de América Latina y era gobernada por Batista, otro político muy poco ejemplar. Pasó a ser una nación dependiente de la caridad política de la URSS y ahora de Venezuela, que crea condiciones tales que motivan a sus habitantes a arriesgar la vida para salir de ella.

¿Habrá cambios? En general las opiniones que leí decían lo obvio, que sí los habrá pero que no se espera que sean grandes. La renuncia es una formalidad al final de cuentas y el hermano que hereda el poder no tiene el encanto personal que el comandante creó para sí. Quizá quede como presidente, o quizá vaya a una posición de gran poder nada más. Pero el punto es claro: se esperan cambios, incluso dentro de Cuba los esperan y tarde o temprano llegarán, igual que en la URSS.

El sistema no aguanta solo y necesita recursos externos. Ahora vienen de Venezuela, unos 2 mil millones de dólares según el WSJ. Pero podrían venir de otras partes, si afuera de la isla se perciben cambios. El turismo creciente podría ser indicativo de cambios futuros (algo que es una pésima noticia para los hoteles de Cancún).

Se tiene, en resumen, una de las situaciones predecibles desde hace tiempo y que causaron tanta fascinación. ¿Qué pasará cuando Castro muera? Nadie lo sabe con exactitud y eso me recuerda una idea de H. Kissinger: no nos damos cuenta de los grandes sucesos cuando ellos pasan porque están tan llenos de detalles y circunstancias que nos distraen. En este caso, la primera circunstancia ya sucedió y da oportunidad de examinar, otra vez, eso que le preocupaba tanto a Adam Smith.

El escocés llamó a su obra, Una investigación sobre la naturaleza y las causas de la riqueza de las naciones. Lo que Castro nos ha hecho ver es una ilustración práctica sobre la naturaleza y las causas de la pobreza de las naciones. Al menos algo se ha comprobado, otra vez. Podía haber sido de otra manera.

Post Scriptum

Sobre el bloqueo a Cuba, hay buena información en ¿Y Dónde está el Bloqueo? En Fidel Castro & Co. hay datos sobre la corrupción de esa familia.


ContraPeso.info fue lanzado en enero de 2005 y es un proveedor de ideas e información para el interesado en buscar ideas y explicaciones de la realidad económica, política y cultural.





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras