Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
Gobierno De EEUU: No Aprende
Santos Mercado Reyes
20 enero 2009
Sección: GOBIERNO, Sección: Asuntos
Catalogado en:


Apenas comienza la tremenda crisis que sufrirá la economía y toda la sociedad de  los EEUU así como otros países.

Recuerda aquel terrible tsunami en Indonesia donde la gente veía venir la ola pero no sabía ni que la había producido ni las consecuencias finales. Algunos hasta pensaron en sacar sus tablas para deslizarse y divertirse.

La diferencia es que el tsunami de Indonesia lo produjo un fenómeno natural, impredecible e inmanejable, mientras que la crisis financiera de EEUU la produjeron los hombres y fundamentalmente el gobierno norteamericano. Dicho de otra manera, fue producto de las decisiones burocráticas de los políticos en el poder.

Esos políticos que se creen que tiene la sapiencia y el poder  para manejar la economía a su antojo y se dan el lujo de decir cuándo calentarla, enfriarla, incentivarla, protegerla, supervisarla, controlarla o restringirla. ¿Acaso por cobrar del erario reciben un bono de sapiencia divina? Estoy seguro que ni Dios es tan arrogante como estos burócratas que llegan a ocupar sillas de presidentes, gobernadores, diputados, congresistas, etc.

El origen de la crisis financiera radica en la decisión del incrementar enormemente la oferta monetaria. Dicho de otra manera: al gobierno se le ocurrió que podría incentivar la economía norteamericana echando a andar la maquinita que imprime dólares.

En efecto, en la primera etapa el gobierno ordenó imprimir 500 mil millones de dólares. Eso fue el primer tsunami financiero. Las consecuencias no se dejaron esperar, causó un desastre financiero.

Y para “remediar” ese desastre el gobierno va a imprimir 720 mil millones de dólares ¡más! Así lo anunció el flamante presidente keynesiano- socialista Obama.

¿Dónde tienen la cabezas? ¿Acaso ya se murieron los buenos economistas para que le expliquen a los burócratas en el poder que con esas medidas financieras solo conseguirán destruir a la economía norteamericana?

La historia da cuenta una y otra vez de los desastres financieros causados por la política irresponsable de los gobiernos de fabricar dinero como locos. Pero los gobiernos nunca entienden. ¿O quizás lo entienden  y lo hacen porque tienen por objeto destruir a un país?

Adolfo Hitler diseño el plan  de fabricar millones de libras esterlinas para introducirlas a la economía de Gran Bretaña y con ello desquiciar su sistema productivo y comercial. Pero el hombre era tan torpe que echó a andar la imprenta para su propio país, para resolver el desempleo, y con ello destruyó su propia economía. Pero los gobiernos nunca aprenden.

Lo más trágico es que la sociedad tampoco aprende. Por eso es que la gente aplaude las palabras almibaradas y emotivas cuando el gobierno dice que aumentará el gasto social, hará más puentes, carreteras, ayudará con créditos blandos a la pequeñas empresas, etc. La gente lo ve bien, los periodistas lo divulgan con gusto y los empresarios recuperan la esperanza…¡tremendo error!

Si tuvieran a un solo pensador neoliberal les diría que en lugar de tomar esas políticas erróneas deberían empezar con tres medidas necesarias, aunque dolorosas:

  • Quemar la imprenta.
  • Reducir drásticamente el gasto gubernamental.
  • Bajar a la mitad los impuestos.

Por desgracia, nada de esto van a hacer, pues el gobierno de EEUU hace mucho que ha decidido abandonar el neoliberalismo y abrazar el socialismo. Obama va a  hacer lo contrario a estas medidas.

Post Scriptum

Lo que Santos Mercado señala es vital: la crisis financiera de consideración que se sufre es una consecuencia de acciones gubernamentales que tuvieron como intención reactivar a la economía con tasas de interés artificiales bajas y que quisieron hacer al crédito accesible a todos sin importar capacidad de pago.

El boom económico creado termina siempre en crisis de tamaños y duración impredecibles, las que por una paradoja extraordinaria producen aún mayores niveles de intervención gubernamental para intentar remediarlas. La metáfora de “quemar la imprenta” que el autor usa es muy adecuada: se trata de retirar la mano estatal de la economía y respetar las libertades humanas de iniciativa y, sobre todo, propiedad.

Aprender de las experiencias es algo que, por lo que se ve, no sucede en los gobernantes.


ContraPeso.info, lanzado en enero de 2005, es un proveedor de ideas y explicaciones de la realidad económica, política y cultural.


No hay comentarios en “Gobierno De EEUU: No Aprende”
  1. luis lojero Dijo:

    Otra visión





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras