Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
Una Votación en Reversa
Eduardo García Gaspar
17 noviembre 2010
Sección: LIBERTAD POLITICA, Sección: Una Segunda Opinión
Catalogado en:


En algún libro de historia se cuenta de una gran costumbre en Atenas. Algo que en verdad debería ser una regla de la democracia para quitarnos de encima a los sedientos de poder. Sucede esto después de una dictadura, la de Hipías, por allá en el siglo 5 a.C.

Resulta que los atenienses, que tenían bastante sentido común, idearon una votación adicional a las que estamos acostumbrados.

En nuestros días, las votaciones en una democracia se usan para seleccionar a uno o más ganadores, los que obtengan mayoría. Muy bien, pues los atenienses tuvieron una idea genial, la de una votación en reversa.

Los ciudadanos votaban seleccionando a una persona, pero no para que ocupara un puesto público, sino para lo opuesto. Votaban para que no lo ocupara, para sacarlo del juego de la política.

Se trataba de seleccionar a ése que tuviera las mayores ambiciones políticas, al que más ansiara llegar al poder. Ese hombre iba para fuera, según ganara esa elección en reversa. Un número de votos, mayor al determinado por la ley, era causa para enviarlo fuera de Atenas por un período de diez años.

No está nada mal la idea. Es realmente genial porque da una solución muy acorde con la idea democrática al problema que más la lastima: la existencia de personas cuyo anhelo vital es ocupar una posición de poder.

Por medio de la votación en reversa se aislaban del apetito que es mayor que “el más poderoso afrodisiaco” (frase de H. Kissinger).

Si ponemos atención en los detalles de la democracia, veremos que ella es muy imperfecta y que, peor aún, puede con gran facilidad ser usada por los que poseen mayores apetencias de poder. Ellos usarán todos sus recursos para alcanzarlo y, una vez logrado, tenderán a abusar de él. Es cierto.

Todo poder tiene una tendencia natural a ser abusado y esa tendencia crece a una tasa superior a la del poder que acumula. Si nos quitamos de encima a los de mayores ardores y pasiones de poder, la democracia será más sana.

Piense en el extremo contrario, el de elegir para un puesto de gobierno a quien tiene la capacidad para ocuparlo, pero no lo desea. En este caso habrá menores probabilidades de abuso.

Si nos ponemos a pensar en los gobernantes que conocemos, sean de nuestro país o de cualquier otro, veremos que todos ellos tienen ambición de poder. No hay excepciones. El punto central es limitar la pretensión de ejercerlo en exceso. Este es el corazón mismo de la democracia, el mantener al poder bajo estrictos límites.

Por eso, precisamente por eso, los poderes de una democracia están divididos. Y, por eso también, hay elecciones que sirven para retirar a los gobernantes. Lo que la elección en reversa hace es retirarlos antes de que lleguen al poder. Las elecciones normales los retiran después de que llegaron al poder.

Las elecciones normales son como una medicina para el tratamiento de un tumor ya existente que se debe extirpar, digamos un gobernante malo.

Las elecciones en reversa son como la medicina preventiva que intenta prevenir a los tumores antes de que sucedan. No sería una mala idea implantarlas.

Por supuesto, la iniciativa de una ley para una elección en reversa, no pasaría por ninguna cámara de legisladores en ninguna parte del mundo. No lo haría porque ella sería vista como un ataque a sí mismos de los propios políticos.

Pero no importa, usted y yo podemos implantarla desde nuestra misma casa.

Sólo basta con no votar por aquél que más ambición de poder tenga y votar por el que menos sueños de poder posea. Por ejemplo, podemos desechar a todos esos que hablen de implantar sus proyectos de nación, a los que prometan cuidarnos desde la cuna hasta el féretro, a los que se consideren la voz del pueblo y la encarnación de la voluntad popular.

Esos son los que en Atenas serían desterrados unos diez años para que calmaran sus ansias y afanes. Nosotros, los ciudadanos comunes, los que vivimos las consecuencias reales de los sueños de los gobernantes, podemos desterrarlos virtualmente. No es una mala idea.

En las próximas elecciones que usted enfrente puede con toda facilidad aplicar la votación en reversa.

Post Scriptum

Uno de los pilares de esta página es la libertad humana. En ContraPeso.info: Libertad Política se han coleccionado los textos que tratan ese tema en general.

En ContraPeso.info: Elecciones está la colección de textos sobre ese tema más específico, donde una de las mayores claves de comprensión está en una idea de Karl Popper, resumida en Respuesta Buena a Pregunta Mala.

ContraPeso.info es un proveedor de ideas que explican la realidad económica, política y cultural y que no contienen los medios dominantes. Sostiene el valor de la libertad responsable y sus consecuencias lógicas.



1 comentario en “Una Votación en Reversa”
  1. Un Truco al Votar | Contrapeso




esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras