Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
Condones a Criminales
Leonardo Girondella Mora
1 junio 2011
Sección: CRIMEN, Sección: Asuntos
Catalogado en: ,


Un columnista, hace cierto tiempo, escribió una opinión titulada “Control Natal” —la que terminó con la frase “¡Combatamos la explosión demográfica!”. Pocas dudas puede haber sobre la idea central que propone.

Controlar la natalidad, que es lo que apunta como objetivo, es la solución que el columnista recomienda para remediar un problema actual, el de la criminalidad en Mexico.

Lo que sigue explora parte por parte el razonamiento que le lleva a proponer tal solución.

&&&&&

Controlar la natalidad es la solución, dice él, al problema de los “ninis” —ese grupo de jóvenes que no estudian y tampoco trabajan. Los puntos que expone son los siguientes en orden de aparición:

• Hay un incremento de ninis —y ese crecimiento es un “peligro” para “nuestra paz social”, al que se une el grupo de graduados universitarios que están desempleados o subempleados.

• Los dos incrementos son “un coctel perfecto” para ampliar “nuestra guerra fratricida” —lo que por el contexto de la columna se refiere al problema de inseguridad y criminalidad de México.

• Esta situación, dice, permite con validez “cuestionar a la Iglesia católica” —cuestionarla porque ella tiene mucha influencia y porque la población se reproduce irresponsablemente “ante el absurdo mandato en contra del uso del condón”.

• Las campañas de gobierno sobre el sexo responsable no contienen incentivos para el uso del condón, dice, pero sí los tiene la campaña católica —la que, según él, “conlleva la amenaza del fuego eterno a quien” use condones.

• Los ninis, sigue afirmando, no son tanto el efecto del sistema económico y educativo “altamente ineficiente” —los ninis son más el efecto de “relaciones sexuales irresponsables”. Insiste, “Ése es el origen del problema”.

La estructura del razonamiento del columnista es clara: el incremento de ese grupo es un peligro social que puede ser resuelto si esa iglesia autoriza el uso del condón porque eso reduciría el crecimiento de ese grupo.

&&&&&

En la siguiente parte de columna el autor complemente su opinión con otros elementos:

• La idea de pedir a los ninis que se abstengan de tener relaciones sexuales y, por tanto, de propagar otra generación igual, dice, es “una postura propia de ignorantes”.

• Para los ninis, el tener relaciones sexuales es una “de las pocas distracciones sanas placenteras que tienen los desposeídos”. Este grupo, sigue diciendo, tienen “tiempo de sobra para practicarlo [el sexo]”.

• El Vaticano, dice, haría muy bien en apoyar los esfuerzos del gobierno mexicano, ordenando a los sacerdotes hablar en contra del sexo sin responsabilidad —para prevenir enfermedades, pero más aún como una forma de control natal.

• El remedio de la abstinencia, que propone el Vaticano, “es una utopía”.

El problema, así definido, no es uno de índole moral, dice, sino “de seguridad nacional” —el numeroso grupo de ninis es una fuente de reclutas para las bandas criminales y, por lógica implícita, el condón reduce nacimiento de pequeños ninis y esas bandas no tendrán de dónde reclutar.

&&&&&

La línea de razonamiento del columnista es una que coloca una gran parte de la solución del problema de bandas criminales en México en el Vaticano: si allí se ordena que los sacerdotes promuevan el uso del condón, se tendrán menos ninis y con menos ninis los criminales tendrán escasez de personal a emplear y, por tanto, la criminalidad disminuirá.

Examinar críticamente este razonamiento es un caso especial de examen de una opinión.

En una primera impresión el razonamiento es tan jalado de los pelos que el mismo se convierte en una invitación a ignorarlo —dejarlo como lo que es y nada más.

Examinándolo más de cerca, viendo con pausa su línea de argumentación, la cosa no cambia: sigue siendo un razonamiento tan absurdo que puede interpretarse como una broma que entenderán unos pocos.

Mostrar sus fallas puede hacerse analíticamente —lo que resultaría en una larga lista, que puede ser evitada si se ven las consecuencias de ese modo de pensar.

Siguiendo el razonamiento de la columna, la criminalidad de las bandas organizadas puede abatirse significativamente si se hacen cosas como las siguientes:

• Reparto gubernamental masivo de anticonceptivos a ninis —lo que evitaría su reproducción. Se les diría que se divirtieran sexualmente hasta la saciedad con tal de que usaran esas sustancias o, incluso, ofrecerles abortos gratuitos.

• Cambio sustancial de una doctrina religiosa —podría,, por ejemplo llamarse a un nuevo concilio en el que el columnista explicara a los cardenales que si se quiere evitar tener criminales en México, se tienen que cambiar creencias religiosas de siglos en todo el mundo.

• Garantía de que el crimen organizado no tenga otra fuente de reclutamiento de personal —y si la tiene, darle a ese nuevo grupo de personas repartos masivos de anticonceptivos, con el mismo objeto… hasta que llegue el punto en el que haya tan poca gente que la criminalidad se acabe por falta de personas.

• Aceptación indiscutible de la actividad sexual como una manera de pasar el tiempo libre —una especialmente aceptable entre desempleados y ociosos, más o menos similar a la de ir a un parque de diversiones.

• Reconocimiento de un remedio más directo: la vasectomía de los criminales actuales para evitar que tengan descendencia y de allí salgan otros criminales —podría sugerirse que la ONU recomendara realizar esto a todos los presos.

• Olvido de otras soluciones posibles —como crecimiento económico, legalización de drogas, mejoras policiacas, mejoras en sistema de justicia y, por supuesto, ignorar cifras de los censos que contradigan esta opinión.

Addendum

La columna “Control Natal” fue escrita por Luis Manuel Garza (El Norte 20 abril 2011) y me fue enviada por un amable amigo —del que tengo la ligera sospecha que me insinuaba realizar una crítica. Debo haberlo desilusionado al no hacerla: la columna es en sí misma su crítica más sangrienta.

Agradeceré al lector distinguir entre la línea de razonamiento usada y la opinión sostenida con ese razonamiento —en este caso sólo puse atención en la línea de razonamiento y no en la discusión sobre el uso del condón.

Nota del Editor

En ContraPeso.info: Columnistas está la colección de críticas a opiniones publicadas.

Más ideas sobre el tema en ContraPeso.info: Crimen.

ContraPeso.info es un proveedor de ideas que explican la realidad económica, política y cultural y que no contienen los medios dominantes. Sostiene el valor de la libertad responsable y sus consecuencias lógicas.



3 Comentarios en “Condones a Criminales”
  1. Jesus Dijo:

    Segun parece por el articulo referencia que, el “Dr. Simi” ya le dió al clavo, para incrementar la venta de sus simicondones. NOTA DEL EDITOR: no, en realidad el autor afirma que no pensó en eso al escribir su columna, que sólo quiso exponer las fallas de una mala idea.

  2. Ana Hierro Dijo:

    El crecimiento económico solo está sustentado en el crecimiento de la población, sin embargo los recursos para sostener esa población son finitos. Completamente de acuerdo con la idea de control de natalidad.

    La contra argumentación de esta columna está construida con muchas falacias, por ejemplo: Cambio de la doctrina religiosa, pero no toda, la relacionada con el amor y la compasión es bienvenida, toda la que diga “creced y multiplicaos” debe ser enérgicamente rechazada.

  3. Leonardo Girondella Mora Dijo:

    Agradezco el comentario de Ana Hierro. Le recuerdo que la columna sólo trata de la crítica a una propuesta, la hecha por otro columnista, y que es absurda. La idea de recursos finitos y necesidades infinitas es el problema tradicional de la Economía, solucionado con muy buenos resultados por medio de productividad (la variable que Malthus ignoró y que, por alguna extraña razón, sigue apareciendo incluso ahora). Otra cosa: me parece extraordinariamente contradictorio hablar de amor y de compasión si se opone al “creced y multiplicaos”. Una va íntegramente ligada a la otra. ¿Como puede amarse a quien se impide vivir?





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras