Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
Inyectar Dinero, Otra Bobada
Leonardo Girondella Mora
15 marzo 2011
Sección: ECONOMIA, Sección: Asuntos
Catalogado en:


Uno de los mitos económicos más repetidos es el que dicta que para que la economía avance, ella debe ser inyectada con una mayor cantidad de dinero —con más dinero en la bolsa, se dice, las personas tendrán más poder de compra y eso elevará la demanda de productos, lo que creará más empleos.

Es falso, por supuesto y lo que admira es que esa bobada ser mantenida incluso entre gente que se dice pensante.

Exploro tal creencia estrambótica con algunas ideas que la niegan.

• Si ella fuera cierta, el avance de la economía sería un problema expedito con una solución simple —tan simple que la falsificación de billetes dejaría de ser delito y quizá sería una actividad incentivada.

La experiencia diaria, la historia de siglos, es una demostración irrebatible de que la idea es falsa —de haber sido usada con éxito en alguna parte, ella hubiera sido de inmediato copiada en otras y la pobreza habría sido solucionada hace siglos.

• El efecto de la inyección de más dinero en una economía tiene que considerar los tiempos que ella toma —si el mismo día a la misma hora, todos en un país tienen el doble de dinero en sus billeteras y cuentas de banco, no pasará gran cosa.

Todo quedará igual que antes —lo único que se modificará es el nivel de precios de los bienes y servicios. Ellos costarán en promedio el doble y nada más.

Pero si el nuevo dinero se inyecta haciendo que primero llegue a ciertas personas que a otras, la situación cambia —quienes primero reciban el nuevo dinero efectivamente tendrán más poder adquisitivo y quienes lo reciban al último tendrán nada, los precios habrán subido al doble y el nuevo ingreso no les significará bien alguno.

La situación se hace peor dependiendo del origen de los ingresos de las personas —quienes tengan ingresos en cantidades fijadas antes de la inyección del dinero saldrán dañadas, como quienes prestaron dinero, o quienes reciben pensiones; los beneficiados serán quienes paguen sus compromisos en moneda de menor valor.

&&&&&

Puede hacerse un experimento mental que amplía estas ideas, el de suponer una economía opuesta a la idea de inyectar dinero —es decir, la de una nación con una cantidad fija de dinero durante un largo período de tiempo.

En esta nación, lo único que se hace es reponer los billetes y las monedas viejas o desgastadas. Aquí el monto del dinero en circulación, como quiera que se mida no cambia en nada.

La primera reacción, imagino, es la de creer que en esta situación el país tendrá una economía estática en la que las personas jamás podrán aspirar a ganar más dinero —lo que hará creer que sus habitantes vivirán en una situación sin posibilidades de mejora.

No es cierto —en esa economía las personas podrán tener un estándar de vida creciente. Lo podrán hacer si el dinero que se tiene adquiere con el tiempo mayor poder de compra: el mismo dinero compra más y eso es posible por productividad.

El núcleo de mi idea es aclarar la diferencia entre la cantidad absoluta de dinero que se tiene en el bolsillo y el poder de compra que tiene ese dinero —son conceptos muy diferentes y su diferencia es mostrada en las siguientes dos situaciones extremas.

• La persona A tiene ingresos mayores, ahora gana el doble gracias a una inyección de dinero en la economía —los 10,000 pesos anteriores son ahora 20,000. Ella se siente con más dinero, pero de nada servirá si en la tienda la cerveza que compra ha aumentado de 10 pesos a 20. No podrá comprar más cervezas que antes.

• La persona B tiene ingresos de 10,000 y esos ingresos se mantienen durante muchos años. No siente tener más dinero nunca, pero de hecho lo tiene si la mesa de comedor que piensa comprar antes valía 2,000 y ahora la puede comprar en 1,500.

Termino creyendo haber dado algunas ideas que demuestran que la creencia en aumentar el dinero en circulación —por los medios que sean— no es causa de avance económico. En realidad es causa de retraso en el bienestar de las personas.

Nota del Editor

Hay más ideas sobre el tema en ContraPeso.info: Bobadas, donde se han agrupado columnas que tratan propuestas falsas y sin fundamento, que sin embargo disfrutan de cierta popularidad e incluso de apoyo.

ContraPeso.info es un proveedor de ideas que explican la realidad económica, política y cultural y que no contienen los medios dominantes. Sostiene el valor de la libertad responsable y sus consecuencias lógicas.



1 comentario en “Inyectar Dinero, Otra Bobada”
  1. Arturo Zerpa Cardenas Dijo:

    Felicito este tipo de información,con ello los que no somos especialistas podamos abrir bien los ojos y refutar a los demagogos. Un abrazo.





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras