Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
Ahora Me Impongo yo
Eduardo García Gaspar
6 junio 2012
Sección: LIBERTAD CULTURAL, MEDIOS DE COMUNICACION, Sección: Una Segunda Opinión
Catalogado en: ,


El asunto puede y debe verse con más detenimiento.

Me refiero a las quejas sobre la mala televisión mexicana. Creo que pocos dudan de esa realidad.

Muchos de sus programas son malos. Malos en serio.

Pero los reclamos contra ella tampoco son precisamente buenos. Tomo uno de ellos como ejemplo.

Dice textualmente este joven que

“No queremos una televisión amarillista, manipuladora, mentirosa, aburrida.. que nos bombardee con publicidad… que nos quiera vender y vender… una televisión con chismes… con estereotipos, con telenovelas misóginas, telenovelas… con gente artificial, falsa que no nos representa”.

Los reclamos siguen,

“No queremos una televisión que desinforme, que piense sólo en el dinero… que contamine, que engañe… que nos diga qué pensar y por quién votar… que nos impongan a un ladrón, a un asesino, a un homofóbico, a un ignorante, a un junior, a un maniquí, a un riquillo como Presidente”.

Le digo, si la televisión mexicana no es precisamente ejemplar, tampoco lo son los comentarios contra ella, al menos el citado. Hay en él un contenido similar, en la dirección opuesta, con el mismo problema.

No se quiere esa televisión, se argumenta, pero se quiere la que quiere el que eso comenta.

Por ejemplo, no quiere una televisión que desinforme, pero quiere una televisión que informe lo que él quiere. No quiere mentiras en la televisión, pero es él quien define lo que es verdad.

No quiere que la televisión tenga telenovelas artificiales, pero quiere él determinar el contenido. Es realmente fascinante.

Unos esperaría de la juventud que protesta un amor alocado por la libertad, pero parecen no entenderlo. Si los demás imponen, según quien eso dijo, será ahora él quien imponga la que quiere,

“una televisión con papiroflexia, cuentos, planetas… con Matemáticas, con juegos, con coraje… con patinetas, lagartijas, pasadizos… con sexo, rinocerontes, esquizofrenia…”

Cabe la posibilidad de que esa televisión no guste a todos. ¿Por qué imponerla? Y es que no se entiende que quejándose de una imposición se recomiende otra, la que sea.

No hay en esto nada más que la copia del mismo modelo ahora dominado por otros. Esa propuesta de nueva televisión no es más que un cambio de amo. Ya no tendrá “estereotipos” sino “psicodelia”.

No sé usted, pero es algo que me decepciona y mucho. Es razonable suponer que alguien joven, con educación formal, quiera ser mejor, quiera superar a la generación anterior, quiera intentar nuevas cosas.

Pero resulta que, al menos en esa propuesta de una nueva televisión, el modelo se repite. Reclaman una televisión que impone unas ideas y desean corregirla con otra televisión que imponga otras.

De una coacción pasamos a otra, de una coerción a la siguiente, de una carga a la que viene.

¿Cómo justificar a alguien que ya no puede ver telenovelas y que ahora debe ver “momias, risas, atardeceres”?

Nadie tiene el poder ni la autoridad para obligar a otros sus opiniones. A lo más que puede aspirarse es a tener suficientes opciones, entre las que cada quien elija lo que quiera, así sean “chismes de farándula” o “ciencia y alma”.

Ha sido acusada la televisión actual en México de estrechez mental, de falta de imaginación y escaso talento. No creo que sea una crítica irreal. Pero esos vicios no se combaten con estrechez similar, ni con el mismo poco talento.

Esto es lo que ocupa y preocupa, lo que atiende y desatiende. Un problema como el de la televisión no se resuelve con más de lo mismo, ni con un cambio de regidores.

Es un problema de libertad y se soluciona con más, no con menos. Si hay dos grandes cadenas, con síntomas de unión, se trata de buscar que haya más cadenas, más opciones, más alternativas. Las hay ya, como la televisión cerrada, la del radio, la de los periódicos, el Internet. La televisión no es el único medio.

Un amigo expresa esto con palabras muy claras. Dice que quien hace comentarios como el citado, tiene la opción de dejar de ver televisión y hacer algo mejor “leer libros que es una alternativa que parece no conocer”. Lo que piden, si se tratase de libros, sería censurar esos que no les parecen buenos en su opinión.

Post Scriptum

Hay más ideas sobre el tema en ContraPeso.info: Televisión y en ContraPeso.info: Libertad de Expresión.

El texto completo del lamento en contra de la televisión mexicana y en favor de una nueva televisión, es un buen ejemplo de romanticismo, en ese sentido en el que las emociones dominan y la razón escasea. No es un texto mal escrito, al contrario, pero es uno que sólo propone un cambio de contenidos. De los dictados por unos debe pasarse a los dictados por otros.

Recuerda el viejo dicho que asegura que una revolución es sólo un cambio de amos que gobiernan bajo un régimen que no cambia.

ContraPeso.info es un proveedor de ideas que explican la realidad económica, política y cultural y que no contienen los medios dominantes. Sostiene el valor de la libertad responsable y sus consecuencias lógicas.


1 comentario en “Ahora Me Impongo yo”
  1. Maria Magdalena Dijo:

    Hola. Por primera vez votaré para elegir presidente de la repuiblica. Entre tantas ligas de información de elecciones 2012 encontré esta.
    Leí esta información y el texto que indicas de una joven. Yo sólo puedo señalar una opinión con un ejemplo.
    Mi abuelita creyo que JVM ya no estaba en la contienda electoral, pues durante las horas que ella ve la TV (sus novelas) solo veía información de EPN y por ello consideró que votaría por él. O tal se queda dormida en los spots que refieren a JVM o no sé si el volumen se sube cuando salen los de EPN y por ello creyo lo que creyo. Mi hermano le paso muchos videos en internet donde le indicó que había tres candidatos y cuando vio los de AMLO le dijo que se acordaba que ese señor iba a tener a nuestro país en guerra (porque lo vió en la TV de sus novelas y programas). Yo, he tenido la oportunidad de ver todo lo que usted cita: “con papiroflexia, cuentos, planetas… con Matemáticas, con juegos, con coraje… con patinetas, lagartijas, pasadizos… con sexo, rinocerontes, esquizofrenia…”. yo puedo elegir, leo, investigo ahh y también veo una novela buenisisima en la TV…y cuando salen spots de los presidenciables, recuerdo que yo ya revise otra información y sigo haciendo mis juicios. Pero y los que no? los que nada más ven la TV y que son muchisisímos. Gracias por permitir mi comentario en su pagina. Saludos cordiales.





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras

Suspensión Publicaciones

Del lunes 21 de julio al viernes 1 de agosto será suspendida la publicación de columnas y el envío del boletín diario. Ambos se reanudarán el lunes 4 de agosto.