Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
Cuando Ella es el País
Leonardo Girondella Mora
29 marzo 2012
Sección: POLITICA, Sección: Asuntos
Catalogado en:


La noción que quiero proponer es muy simple y directa: la preponderancia de las capitales de un país es una medición de una patología social.

En específico, la importancia que posea la capital política del país, cuando es desmesurada, indica que ese país está mal estructurado.

Primero, señalo algunos de los signos que indican el predominio exagerado de la capital de un país:

• Cuando esa ciudad es por mucho la más poblada del país.

• Cuando en ella está localizado el mayor número de empresas.

• Cuando en ella se encuentran las oficinas principales de las mayores empresas.

• Cuando el aeropuerto de mayor tráfico nacional se encuentra en la capital y en le deben hacerse escalas para trasladarse entre otras ciudades.

• Cuando las oficinas de los principales medios electrónicos tienen su sede en la capital y sus noticieros colocan su principal énfasis en los acontecimientos de la capital.

• Cuando trámites gubernamentales obligan a ejecutivos de empresas a viajar con frecuencia a la capital.

&&&&&

Las anteriores y otras más, son indicadores de una centralización indebida de la política del país —lo que tiene efectos negativos en las posibilidades de desarrollo nacional, como los siguientes:

• Mayor costo operativo de las empresas al colocar recursos amplios cerca de la autoridad y no cerca de los materias primas y mercados.

• Alejamiento entre la autoridad política y la población total de la nación —lo que produce un sentido de desinterés ciudadano en la política.

• Pérdida del poder de la autoridad local que mejor conoce sus circunstancias.

• Atención desmedida de los gobernantes locales al gobierno de la capital —lo que les hace descuidar los asuntos locales.

• Círculos viciosos que llevan al mayor crecimiento de la capital y a la menor expansión del resto de las ciudades —por ejemplo, menos hospitales menos especializados en el resto del país.

• Concentración capitalina de marchas y protestas callejeras que reducen la calidad de vida en la capital —los sucesos en la capital se vuelven sin necesidad de serlo, eventos nacionales.

• Asignación exagerada de recursos públicos a resolver problemas capitalinos, que ya tienen dimensión nacional y descuido del gasto para el desarrollo de zonas alternas.

Estos y otros efectos negativos tienen incidencia en el desarrollo —son obstáculos a la prosperidad: el talento y la fuerza de trabajo son atraídos a la capital en donde se piensa que hay más oportunidades que las locales.

&&&&&

Todo lo que he querido es resaltar la noción de que cuando la capital política de un país es también por mucho la ciudad principal, las oportunidades de desarrollo disminuyen.

Puede concluirse que lo opuesto es una situación que eleva las oportunidades de crecimiento —donde la capital política no es la ciudad principal, donde hay muchas ciudades importantes y que no son ellas las capitales políticas de los estados.

ContraPeso.info es un proveedor de ideas que explican la realidad económica, política y cultural y que no contienen los medios dominantes. Sostiene el valor de la libertad responsable y sus consecuencias lógicas.





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras