Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
Tres Candidatos, Una Idea
Eduardo García Gaspar
18 mayo 2012
Sección: GOBERNANTES, Sección: Una Segunda Opinión
Catalogado en:


El panorama electoral en México es más o menos claro.

Lo señalan las encuestas en una coincidencia general.

Uso los datos recopilados (PDF) por Mitofsky, reuniendo varias fuentes de investigación hasta mediados de mayo.

El candidato del PRI, Peña Nieto, está siempre colocado en primer lugar. La posición más alta es de 45% y la más baja de 37.

Todas las encuestas lo colocan en ese lugar y lo han hecho siempre. Su posición parece ser sólida y no ha sufrido los efectos de algunas fallas notables del candidato.

La candidata del PAN, Vázquez Mota, ocupa un segundo lugar disputado. La posición más alta es de 29% y la más baja de 18.

No todas las encuestas la colocan en claro segundo lugar. Muchas de ellas la posicionan en un empate técnico con el tercer lugar. Su posición no es prometedora y, se ha dicho, ha sufrido la mala calidad de su campaña.

El candidato del PRD, López Obrador, ocupa un discutible tercer lugar. La posición más alta es de 27% y la más baja de 18.

En algunas encuestas este candidato está empatado técnicamente con el segundo lugar. Su posición tampoco es prometedora, especialmente sabiendo que por años este candidato ha estado en campaña.

Simplificando, tenemos algo menos dos cuartas partes de preferencias de voto para el candidato del PRI y alg omenos de una cuarta parte para cada uno de los dos candidatos restantes. El candidato Quadri tiene un muy claro cuarto lugar, con su más alta posición colocada en 5% y la más baja en 2.

Compliquemos ahora ahora la historia.

Según Mitofsky, Peña tiene 38%, Vázquez 21 y López 19. Es decir, Peña duplica a ambos en encuestas de viviendas no partidistas.

Milenio reporta algo similar, Peña con 37%, Vázquez con 21 y López con 18. Más o menos la misma proporción del doble de Peña. Otras encuestas reportan diferencias menos marcadas, pero las mismas posiciones generales.

La conclusión ha sido mencionada varias veces en muchas partes: si las elecciones se realizasen hoy, el ganador es el obvio. Pero faltan unos 40 días para las elecciones y, siendo prudente, debo concluir que nada hay escrito realmente.

También, ha sido dicho que la manera más probable de cambiar esos datos es una combinación de grandes errores de Peña, con grandes aciertos de Vázquez o de López.

Hay, adicionalmente un escenario posible, la consolidación de un fuerte segundo lugar percibido con la mayor probabilidad de ganar a Peña. Esto podría generar una emigración de votantes de uno a otro de los segundos lugares, que reúna al voto contrario al PRI. Una posibilidad nada más y que será interesante de ver el mes siguiente.

Tenemos, entonces, un caso de una campaña exitosa y muy larga, la de Peña. Los datos de las encuestas lo prueban. Ha podido crear una posición sólida. Las otras dos campañas no han tenido éxito.

La de López es la más notable entre ellas: a pesar de estar durante años en campaña su mejor posición es de un cuarto de las preferencias (según Excélsior y Reforma). Hay algo en este candidato que le hace no ser gustado ni aceptado… o tiene una de las peores campañas electorales de todos los tiempos.

La campaña de Vázquez es mucho más reciente y ha tenido fallas notables. Sus máximas posiciones, algo superiores a las de López, la colocan poco por arriba de un cuarto de las preferencias (según Excélsior y Reforma también).

Se me ha dicho repetidamente que su campaña la coloca en un rol acartonado y falso que no corresponde a su personalidad real.

En resumen, lo más interesante que tiene esta carrera es el desempeño de los segundos lugares y el observar cómo aguanta golpes y evita errores el primer lugar.

No hay mucho más que eso en la campaña para la presidencia, lo que me lleva a lo que creo que vale una segunda opinión: la posición política de esos tres candidatos mayores.

Aunque con intensidad diferente, los tres se han colocado dentro de un espectro de izquierda.

Uno en el que el gobierno aspira a ser el centro de la vida de todos, el proveedor de la felicidad personal del ciudadano. Peña y Vázquez presentan opciones de más o menos igual intensidad de izquierda. López es por mucho el más extremo en su posición de izquierda.

Tenemos, pues, competencia entre tres candidatos distintos. Pero realmente no hay competencia entre posiciones políticas. Sólo hay variaciones de gobiernos de izquierda.

Post Scriptum
El PAN suele ser calificado muchas veces como de centro-derecha. Incluso como derecha radical. Nada hay en la campaña de Vázquez Mota que apoye esa posición.

Sus promesas corresponden más a una posición moderada o media de izquierda, similares a las de Peña Nieto. López Obrador es el único claramente posicionado en la izquierda clara e inconfundible.

ContraPeso.info es un proveedor de ideas que explican la realidad económica, política y cultural y que no contienen los medios dominantes. Sostiene el valor de la libertad responsable y sus consecuencias lógicas.





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras