Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
Aborto: Eje de la Discusión
Leonardo Girondella Mora
23 mayo 2013
Sección: ETICA, Sección: Análisis
Catalogado en: ,


Buena parte de los argumentos en pro y contra del aborto tiene un eje central —el acuerdo o desacuerdo sobre el momento en el que eso que existe dentro del vientre materno es una persona con vida.

Quienes promueven el aborto sostienen que dentro del vientre no existe una persona y que por lo tanto no tiene derechos y puede ser expulsado sin que se considere que ha sido el equivalente de matar a una persona.

Hay variaciones sobre la duración del período en el que aún no se es persona —durante las primeras semanas, dicen algunos, aunque otros dicen que hasta el momento de nacer.

La posición opuesta es la de sostener que dentro del vientre, desde el primer segundo, existe un ser vivo, una persona con derechos —y que esto es lo que hace del aborto el equivalente de un asesinato doloso.

Es decir, si pudiera determinarse en qué momento existe ya un ser humano dentro del vientre materno, eso ayudaría a dar la razón a unos o a otros. La clave está en conocer razonablemente ese momento en el que se es persona viva, un ser humano igual en lo esencial a otros que no están dentro del vientre.

&&&&&

La ciencia puede ayudar en esto —son conocidas las etapas que sigue el desarrollo dentro del vientre:

• Un óvulo es penetrado por un espermatozoide y se tiene ya la fertilización, algo que tiene una célula solamente y que se llama cigoto, dentro del que está la información biológica de ambos padres.

• De esa fertlización, que sucede en las trompas de Falopio, o uterinas, la célula se mueve a las paredes uterinas del vientre. En pocas horas las células se han multiplicado en gran cantidad y forman lo que se llama embrión.

• Hacia los 30 días, comienza a ser notorio el desarrollo de ojos, oídos y el sistema respiratorio. Poco después puede notarse el latido del corazón y movimientos en sus manos.

• Sigue el desarrollo del embrión durante semanas, hasta que en la octava cambia de nombre médico y se le llama feto.

• Sigue el desarrollo, notándose capacidad de oír, de dormir, mover su cuerpo y otros.

• Hacia las etapas posteriores, sube de peso, completa desarrollo, hasta que llega el momento de nacer, con capacidad de respirar fuera del vientre.

&&&&&

Sabiendo eso es posible tener una discusión razonable sobre el momento en el que comienza la vida humana —si se dice, por ejemplo, que es cuando comienza el latido del corazón, o cuando se adhiere al útero, o cualquier otro momento, eso podría dar una respuesta.

Pero cualquiera que sea ese tipo de respuesta —ese momento concreto—, haría surgir otra pregunta sobre qué existe ya dentro del conjunto de células que hace que en un momento pueda escuchar, o mover las manos o cualquier otra cosa.

Siguiendo ese ciclo de responder yendo hacia atrás en su desarrollo, se tendrá que conceder que el momento en el que todo comienza es el de la fertilización o concepción.

No creo que exista manera de desechar esa conclusión del inicio de la vida de una persona y tendrá que aceptarse que un aborto, por tanto, es quitar la vida a un ser humano.

Por supuesto, los partidarios del aborto no reconocerán esto con facilidad, al menos no la mayoría —seguirán usado otras razones, pero al menos se habrá tenido una victoria importante para quienes reprueban el aborto.

Sus partidarios tendrán que acudir a otras defensas y ellas son notablemente débiles. Por ejemplo, el que por decreto se declare que el ser humano comienza su vida en el momento de nacer, que es lo que dijo Ayn Rand, es un argumento notablemente arbitrario y sin fundamento.

O bien, quienes dicen que no importa que sea un ser humano y que debe tratarse al cigoto, al embrión y al feto, como un invasor a una propiedad privada, que es el cuerpo de la madre; también ellos tendrían una argumentación notablemente más débil.

Mi temor es que a pesar de que la posición más sólida y razonable sea la de aceptar que la vida comienza en el momento de la fertilización, ello no sea aceptado por los partidarios del aborto —o si bien no tienen más remedio que reconocerlo, mantengan su posición con otros argumentos.

Quizá pueda verse esto como el momento en el que un nuevo DNA se ha formado —uno único y distinto que especifica un tiempo exacto y razonable para determinar que ya se trata de una persona humana, igual que cualquier otra.

Addendum

En resumen, mi punto es que debe aceptarse que en el momento en el que existe un DNA distinto al de otro ser humano, eso puede ayudar a establecer el punto en el que ya existe un ser humano con vida propia.

Es ilustrativo ver ese argumento del nuevo DNA usado en este video.

 

Nota del Editor

Hay más ideas sobre el tema en ContraPeso.info: Aborto. Para los interesados sobre el ltema general, quizá interese ver ContraPeso.info: Bioética.

ContraPeso.info es un proveedor de ideas que explican la realidad económica, política y cultural y que no contienen los medios dominantes. Sostiene el valor de la libertad responsable y sus consecuencias lógicas.



1 comentario en “Aborto: Eje de la Discusión”
  1. Alejandro Dijo:

    El asunto es que el temor no es infundado. En México ha habido declaraciones realmente lamentables de los gobernantes y los diputados del PRD y otros con tintes progresistas que se cierran en 3 argumentos: el primero que si, son humanos desde el nacimiento pero no son ciudadanos registrados y por lo mismo, la madre tiene prioridad por ser ciudadana y el bebé no (se discutió que era prácticamente imposible proteger al infante de este punto porque eso implicaría un “registro civil” de los fetos y esto es imposible, lamentable razonamiento). El segundo que se ha esgrimido es que los tratados internacionales que ha firmado México lo obligan a hacer discriminación positiva hacia la mujer, lo cual es una aberración aún peor. La tercera, si cabe asombrarse por algo, es que la medida está soportada en el catálogo de acciones mundiales para el control de la natalidad y que México no ha cumplido con la norma de descenso demográfico que se ha exigido en ciertos tratados internacionales, por lo que esta medida es “fustigadora” para que el país obligue a una tasa de natalidad neutral. Sinsentidos que tienen sentido únicamente en políticas absurdas y vejatorias de todo derecho humano (y divino) posible.





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras