Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
El Mayor Show Posible
Eduardo García Gaspar
4 marzo 2013
Sección: POLITICA, Sección: Una Segunda Opinión
Catalogado en:


La comparación con un circo no es exagerada. Al menos, no mucho.

Es como una comedia que hace reír al que la ve. O quizá como una tragedia que hace pensar al que la entiende.

Ciertamente es un espectáculo, el más grande y universal de nuestros tiempos. Todo un show de larga duración. Hay funciones diarias. Hay personajes pintorescos.

Me refiero a las elecciones de gobierno en cualquier país.

Una columna del WSJ (25 febrero 2013) titulada Elections, Italian Style, contiene algunas de las reglas del espectáculo.

• La más obvia es “la austeridad no gana votos”. Si se quiere tener un presupuesto balanceado, controlar la deuda, hacer reformas…, bueno pues eso no será popular. Pocos votarán por eso.

Por mi parte, veo eso como un reflejo de la mentalidad del electorado. Nada tan desagradable hay en las elecciones como alguien que hable seriamente, que use razones, que piense en lo que debe hacerse.

El electorado quiere ficción, quiere promesas fantásticas, quiere mantenerse en la irrealidad. Demasiado desagradable es ése que quiere hacer ver la verdad.

• Otra de las reglas de la comedia electoral es la de la vaguedad. Tener una plataforma electoral que nada proponga en concreto sí da votos, posiblemente muchos. Prometer cosas obvias, esperadas, sin decir exactamente cómo, es bien recibido.

Me imagino que el electorado tenga escasa preocupación por los detalles y un gran amor por el simplismo. Es un asunto de crear ilusiones y atmósferas seductoras que cautiven la imaginación del ciudadano. Quizá sea como la creación de superhéroes al estilo de los comics que salvan al mundo de los más horribles villanos.

• Las elecciones italianas dieron origen a otra regla del espectáculo: el electorado tiene sentido del humor.

En Italia eso lo ilustra Beppe Grillo, un ex comediante que tuvo 25% de los votos. Su plataforma es una revoltura de todo lo que se le pueda ocurrir a usted. No se trata de tener una plataforma política sustentada en algunas creencias y valores. Aquí, todo es posible.

Me parece que el electorado busca diversión y entretenimiento. Rehusa los aspectos serios y fundamentales porque quizá no los entienda, y pone atención en lo anecdótico y pintoresco, incluso en lo absurdo. Está dispuesto a creerlo todo.

• La cuarta de las reglas de la comedia electoral es la inmortalidad de algunos personajes.

En el caso de Italia, por supuesto, el caso lo ilustra Berlusconi. No es el único, los hay en todas partes. Personajes que por extrañas e inexplicables razones mantienen una popularidad a prueba de todo.

No importa que sean sospechosos de faltas e ilegalidades, de errores y corrupciones, de lo que sea. Ellos tienen una supervivencia extraordinaria. A esto se le ha llamado efectos teflón.

Quizá sea que una buena parte del electorado tenga corta memoria, quizá sea que carezca de sentido común, pero la realidad está allí. Recuerda, por supuesto, a Perón en Argentina.

• Puedo agregar otra regla, la de la búsqueda de donativos, donaciones, dádivas. Quien más regale obtendrá más votos, no importa que ignore costos y limitaciones presupuestarias.

Se trata de un electorado que en buena parte ha sido acostumbrado a entender a las elecciones como una fuente de regalos y presentes a cambio de su voto.

Recuerda la letra de Evita, cantada por el Che sobre los regalos que ella daba, de Tim Rice (mi traducción):

“Y el dinero siguió rodando por todas partes / las hermosas manos de Eva se extienden y llegan a todo… / Cuando el dinero sigue rodando, no preguntes cómo … ¿Te gustaría intentar una educación universitaria? / ¿Ser el propietario de la casa de donde vives, llevar a la familia de vacaciones? / Eva y su bendito fondo puede hacer realidad tus sueños /

“Aquí, mis amigos, está todo lo que tienen que hacer / Escribir su nombre y su sueño en una tarjeta… / Tirarlo en el aire y si nuestra señora lo recoge / Ella va a cambiar tu forma de vida durante una semana o incluso dos / Dime de cualquiera que se preocupe tanto como Eva Perón … /

“A los pobres, a los débiles, a los desposeídos de todas las complexiones / Los cínicos reclaman que un poco de dinero se vaya por mal camino / Pero ése no es el punto, mis amigos / Cuando el dinero sigue rodando usted no lleva libros / Se puede decir que has hecho bien por las miradas agradecidas, felices / Los contadores sólo hacen las cosas lentas, las cifras estorban / Nunca ha amado tanto una mujer como Eva Perón”.

En resumen, mucho me temo y lo siento de verdad, las elecciones políticas se han convertido en un circo espectacular, con tantas pistas como candidatos que reclaman atención de un público al que preocupa más el entretenimiento que cualquier otra cosa.

Post Scriptum

Hay más ideas sobre el tema en ContraPeso.info: Electorado, una colección de columnas sobre opiniones y conductas de la ciudadanía en asuntos políticos.

El video de la canción es realmente bueno

 

 

ContraPeso.info es un proveedor de ideas que explican la realidad económica, política y cultural y que no contienen los medios dominantes. Sostiene el valor de la libertad responsable y sus consecuencias lógicas.





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras