Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
Dos Tipos De Conciencia
Selección de ContraPeso.info
1 mayo 2015
Sección: ETICA, Sección: AmaYi
Catalogado en:


Es común en estos tiempos el lamento de que las personas no se comportan como debieran. Esto ha sido verbalizado como “falta de valores” o “crisis de valores”. Quizá ella pueda ser mejor comprendida y analizada, no como carencia ni crisis de valores, sino como distorsión de conciencia.

Si se presupone que existen dos tipos de conciencia, esa falta o crisis de valores podrá explicarse mejor, especialmente viendo las causas por las que uno de esos dos tipos de conciencia puede caer en el error.

La idea que reporta este resumen fue encontrada la obra de Budziszewski, J. What We Can’t Not Know: A Guide. Ignatius Press, 2011.

El autor comienza esta parte de su obra señalando que los viejos pensadores del derecho natural utilizaban dos palabras que describen dos facetas distintas de la inteligencia moral humana.

Variables en cuanto a su profundidad, las dos conciencias tienen una naturaleza propia. La menos profunda es llamada consciencia; la otra, sindéresis, y es la que se encuentra más adentro de la naturaleza humana.

La conciencia profunda del humano, la sindéresis, es igual en todas las personas, algo que no puede anularse, algo que tampoco puede cometer errores. Es por esta razón que las personas la conocen y no pueden evitarlo.

Es en esta conciencia profunda donde se encuentran las ideas de cosas buenas, como la de no hacer daño a otros, la de la amistad y las normas de justicia.

El punto clave de esta conciencia profunda es que ella contiene un conocimiento básico de lo bueno, de normas formales y de reglas morales cotidianas. Un conocimiento que la persona no puede hacer desaparecer voluntariamente, incluso aunque exteriormente exprese lo contrario.

Budziszewski dice que la conciencia profunda es la causa por la que incluso un hombre que afirma que no existe ni el bien ni el mal se abstiene de matar a otro. La causa por la que una persona que ha anulado su sentido de remordimiento muestra evidencias de un conocimiento culpable.

En nuestra conciencia no hay sentimientos de culpabilidad, sino conocimiento. Que una persona carezca de sentido de arrepentimiento no significa que carezca de una conciencia profunda. No tener sentimientos no es igual a no tener conocimiento.

Si en la conciencia profunda no puede haber error, en la conciencia superficial esa es una posibilidad real. La conciencia en la superficie puede ser anulada, puede variar entre individuos.

Budziszewski apunta que hay posibilidades por las que la conciencia que está en la superficie puede errar y volverse borrosa.

• La inexperiencia de la persona puedes llevarle a cometer errores por causa de su falta de conocimiento. Ella no tiene el suficiente cúmulo de experiencias que le permitan obtener conclusiones sólidas.

• Puede ser también que la persona carezca de habilidades del pensamiento que le ayuden a obtener conclusiones sólidas. Este es un problema de educación, de desconocimiento de formas de razonamiento.

• Es posible que la persona haya decidido dejar de pensar. Es una decisión de pereza e inactividad mental que lleva a la persona a permanecer pasiva ante lo que le rodea.

• También es posible que la persona se deje llevar por la pasión. En este caso, los sentimientos fuertes ciegan a la razón de la persona. Tiene ella miedo de que usando la razón reconozca que está en el error y por eso deja de pensar. La pasión termina dominando a esta conciencia.

• Sucede también que esta conciencia se equivoca y confunde cuando una persona piensa y razona de manera sesgada, para llegar a las conclusiones a las que ella quiere llegar.

• Otra causa de error en esta conciencia es la interpretación torcida de principios morales conocidos. El autor lo llama ideología depravada.

• Finalmente, la malicia personal. Esto se produce cuando la persona se niega a razonar porque ha tomado una decisión, la de hacer lo que ella quiere a toda costa.

El resumen que hace Budziszewski de esos dos tipos de conciencia facilita el diagnóstico de las causas por las que se sufre lo que ha sido llamado”falta de valores”.

Posiblemente no sea falta de valores en sí misma, sino errores en el manejo de la conciencia propia, formas en las que ella es engañada o ignorada.

Como consecuencia del anterior, puede concluirse que los alegatos el favor de distintas normas morales que justificarían la idea de que no hay una moral universal, muy bien puede estar equivocados.

No es que no existan principios morales universales, sino que la conciencia ha cometido errores, sean involuntarios o no.

Pero no solo eso, también hay otra idea prometedora. La existencia de eso que se llama conciencia profunda, conocimiento esencial a la naturaleza humana y que no puede ser engañada ni ignorada. Una idea que va muy en contra del relativismo moral.

ContraPeso.info es un proveedor de ideas que explican la realidad económica, política y cultural. Cree en la libertad responsable y sus consecuencias lógicas.

La colección completa de resúmenes de AmaYi en tres partes, puede encontrarse aquí:

Ideas Económicas

Ideas Políticas

Ideas Culturales

La sección Grandes Ideas en ContraPeso.info fue fundada en septiembre de 1995 y desde entonces publica un resumen mensual de grandes ideas encontradas en diferentes publicaciones.





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras