Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
¿Qué es un Sindicato?
Leonardo Girondella Mora
17 junio 2015
Sección: ECONOMIA, Sección: Asuntos, Y MATERIAL ACADEMICO
Catalogado en:


La definición de sindicato mediante el examen de sus elementos dará una idea razonable de separador.001la naturaleza de esa entidad:

• Un sindicato es una organización formal y estructurada, con reglamentos internos y personal en diferentes posiciones internas —que genera recursos propios mediante el cobro de cuotas a sus miembros.

• El objetivo esencial de un sindicato es la representación de trabajadores —obreros, empleados — frente a otras organizaciones, típicamente la empresa productora de bienes en la que trabajan los representados.

• Un sindicato, entonces, puede ser entendido como una institución que agrupa a trabajadores que quieren ser representados ante la empresa para la que laboran —buscando acuerdos de beneficio para ambas partes.

• Los asuntos más comúnmente tratados por un sindicato son salarios, que buscan elevar en lo posible —más otras condiciones de trabajo como períodos de vacaciones, tiempos de descanso, calidad de instalaciones, métodos de seguridad industrial y otros más.

• Los acuerdos entre un sindicato y una empresa se oficializan en un contrato, cuyas cláusulas expresan los acuerdos que ambas partes se comprometen a respetar durante un tiempo determinado —después del que se vuelve a una ronda de negociaciones para el período siguiente.

• Los orígenes de los sindicatos estuvieron rodeados de rechazo por parte de empresas, llegando incluso al uso de la fuerza para impedir su formación —lo que ha alimentado en lo general hasta hoy en día una animosidad constante en las relaciones entre empresas y sindicatos.

• La animosidad sindical contra la empresa tuvo un origen teórico en las ideas de C. Marx —las que principalmente sostenían la existencia de un conflicto inevitable, la lucha de clases entre capitalistas y proletarios.

Muchos de los reclamos de malas condiciones laborales y bajo salarios tuvieron una justificación real y sólida.

• La ideología de lucha de clases ha sido diluida en la actualidad, pero subsiste y puede verse en el activismo sindical que sale fuera de su papel de representación de trabajadores para asociarse con partidos políticos de ideas afines.

• Los sindicatos, muchos de ellos, han ampliado sus funciones para convertirse en fuentes de presión política que patrocina partidos y candidatos con creencias afines a las suyas —lo que resulta en apoyos fuertes a propuestas de intervencionismo económico, proteccionismo y similares.

Igualmente, los sindicatos han realizado fuertes labores de cabildeo, logrando a veces leyes claramente sesgadas a su favor como en el caso de México.

• La acusación de ser un monopolio suele ser usada para advertir sobre los peligros del sindicalismo —y resulta ser cierta en los casos en los que se obliga a pertenecer al sindicato aunque el trabajador no lo desee y la empresa se vea obligada a contratar a nadie que no sea miembro del sindicato.

• Los sindicatos con razón reclaman autonomía, lo que les lleva a aceptar la consecuente obligación de rendir cuentas ante sus miembros —una obligación que de ser ignorada convierte a los sindicatos en feudos personales de líderes que viven traficando influencias políticas.

• El arma tradicional y acostumbrada de los sindicatos, cuando defienden sus peticiones a la empresa, es la huelga —es decir, la suspensión temporal del trabajo de sus miembros en la empresa.

Siendo un instrumento legítimo del sindicato, la huelga es también un último recurso extremo que debe ser tratado con cuidado dados sus efectos colaterales que pueden dañar a los mismo trabajadores y también a terceros.

&&&&&

De acuerdo con lo anterior, es posible encontrar las situaciones en las que los sindicatos realmente respetan su naturaleza:

—Cuando el sindicato se concentra en su esencia y dedica su trabajo a la representación de los trabajadores, sin distraerse con otras funciones que le llevan a ejercer influencia política descuidando su función central.

—Cuando el trabajador representado acepta voluntariamente esa representación —y el sindicato carece del poder para obligarle a ser miembro de la organización.

—Cuando el sindicato deja de actuar como único proveedor de trabajadores y permite que sean contratados de otras fuentes —los que luego aceptarán o no ser miembros del sindicato.

Nota del Editor

En ContraPeso: Sindicatos hay una aceptable colección de columnas sobre el tema. Entre ellas, la más aconsejable es Conquistas Laborales que resumen una idea de Mises (1881-1973).

ContraPeso.info es un proveedor de ideas que explican la realidad económica, política y cultural y que no contienen los medios dominantes. Sostiene el valor de la libertad responsable y sus consecuencias lógicas.





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras