Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
La Generación Narco
Selección de ContraPeso.info
27 enero 2016
Sección: Sección: Asuntos, SOCIEDAD
Catalogado en: , ,


La generación de nacidos entre 1986 y 1995 es la idea que presenta Jorge Ramón Pedroza.

 

«A juicio de Zambada, el gobierno llegó tarde a esta lucha y no hay quien pueda resolver en días problemas generados por años. Infiltrado el gobierno desde abajo, el tiempo hizo su “trabajo” en el corazón del sistema y la corrupción se arraigó en el país». Julio Scherer, Entrevista a Ismael el Mayo Zambada, Proceso, Abril 2010.

El 2 de Julio del año 2000, Vicente Fox, candidato del Partido Acción Nacional, resulta electo presidente después de 71 años de dominio del PRI.

Era el fin oficial del Sistema y la culminación de la Generación de la Apertura. Un jubiloso pueblo se reúne al pie del Ángel de la Independencia con grandes esperanzas de cambio.

Habría democracia, empleo, seguridad y fin de la corrupción. La guerrilla en Chiapas sería solucionada en «quince minutos», según habría dicho el mismo Fox.

No pasó mucho tiempo para que las altas expectativas fueran decepcionadas. Durante los siguientes doce años los nacidos entre 1986 y 1995 llegarían a su juventud bajo gobiernos panistas que pronto evidenciaron no ser muy diferentes a sus predecesores priistas.

Un tema, sin embargo, marcaría a esta generación: el narcotráfico.

El narcotráfico no es nuevo. Desde finales del Siglo 19, la migración china introdujo el contrabando de opio hacia los Estados Unidos. Incluso se dice que el mismo gobierno norteamericano lo impulsó secretamente durante la Segunda Guerra Mundial para contar con la morfina que paliaba el dolor de sus soldados heridos.

En el siguiente medio siglo México se convierte en un punto del paso a los Estados Unidos de la droga colombiana y la producción mexicana de marihuana, líder a nivel mundial. Se traficaba pero no se consumía.

Siempre se habló de un entendimiento entre autoridades y criminales que acordaban las rutas para los diferentes grupos. Aunque había incidentes, como el asesinato del Cardenal Posadas en el Aeropuerto de Guadalajara y del agente de la DEA Enrique Camarena, el narco era un problema «bajo control».

Pero el ataque a las Torres Gemelas de Nueva York en Septiembre 11 del 2001 vino a cambiar la situación.

La frontera norteamericana se endureció, y los narcotraficantes buscaron entonces complementar el negocio con el mercado interno. Surge así la disputa por las «plazas», y ciudades como Nuevo Laredo, Ciudad Juárez, Chihuahua, Acapulco, Morelia, Guadalajara y Monterrey sufren el embate de la violencia entre los carteles de la droga.

El crimen organizado diversifica también sus actividades a la trata de personas, la prostitución, el secuestro, la piratería, el cruce de indocumentados y el robo de automóviles, llegando incluso hasta la ordeña de los ductos de Pemex.

El impacto en la sociedad mexicana ha sido brutal.

De leer acerca del crimen en los periódicos, la población comenzó a sentir la inseguridad en carne propia.

Para 2007, uno de cada cinco mexicanos o un miembro de su familia había sido víctima de un delito en los últimos 3 meses. Uno de cada 3 habitantes consideraba muy peligroso ayudar a la policía, por el nivel de infiltración del crimen en los cuerpos de seguridad.

En el 2006 el presidente Felipe Calderón emprendió una guerra frontal contra el narco utilizando al Ejército y la Marina.

Cincuenta mil muertos después, Ismael Zambada uno de los principales capos declara a Proceso que la guerra del gobierno contra el narco está perdida. Zonas enteras como Tierra Caliente, en los estados de México, Guerrero y Michoacán están bajo control de los carteles de la droga.

Es una generación que vive con una extraña mezcla de miedo y admiración hacia el narco.

Personajes como el Chapo, la Reina del Pacífico y el Z-40 se convierten en antihéroes protagonistas de los corridos de los Tigres del Norte y Komander. Sonidos musicales colombianos y sinaloenses se imponen en el gusto popular.

La moda también se transforma con el «narco look», de bota piteada, cinturón con gran hebilla, camisa a cuadros y guaripa norteña. Las marcas de diseñador también se usan hasta en canciones como Mi Cuerno Armani o las fotos de la captura del Barbie en su camisa Polo.

Para muchos ser narco es símbolo de éxito en la vida, para muchas andar con un narco es su máxima aspiración. Casas, carros, pistolas enjoyadas, y sobre todo el respeto de los demás caracterizan su estilo de vida.

En la televisión el narco penetra en series como La Reina del Sur, Escobar, el Cartel de los Sapos y El Señor de los Cielos. Incluso la novedad de las redes sociales es utilizada para difundir el mensaje de los grupos delictivos a través de videos en YouTube.

En su parte económica el negocio del narco y el crimen organizado da empleo directo a más de medio millón de mexicanos, sin contar todos los empleos indirectos de las actividades legales financiadas con dinero lavado.

Se estima que las divisas generadas por la actividad podrían llegar a los 60 mil millones de dólares al año, más de lo que Pemex, o las remesas de los migrantes mexicanos ingresan al país.

En el 2010 una película mexicana de Luis Estrada resume el dilema de este México.

Titulada El Infierno, cuenta la historia de Benny un indocumentado que tras 20 años de trabajar del otro lado es deportado. Al llegar a su tierra se encuentra con un pueblo corrupto hasta los huesos por la influencia del narco.

Aunque Benny quiere permanecer honesto no le queda más remedio que convertirse en sicario para salvar a su sobrino y tener que comer. Después de traiciones, en su desesperación no le queda más remedio que tomar un arma y acabar con todos los coludidos: el mafioso, el político, el religioso, el empresario, el policía y el militar en el presídium de la celebración del Bicentenario de la Independencia.

Después de matarlos a todos en el presídium lo último que queda son los fuegos artificiales

Nota del Editor

Komander y el Cuernito Armani

Las generaciones mexicanas según Jorge Ramón Pedroza están disponibles en:

Generación de los Hijos de la Revolución

Generación del Milagro

Generación de 1968

Generación del Terremoto

Generación de la Apertura

Generación Narco

ContraPeso.info es un proveedor de ideas que explican la realidad económica, política y cultural y que no contienen los medios dominantes. Sostiene el valor de la libertad responsable y sus consecuencias lógicas.





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras