Caetín

Caetín

Una nueva palabra, necesaria y requerida, que se acuña con el propósito de dar un nombre específico a una de las fallas más notables que puede sufrir la persona que usa calcetines.

Consiste en esa propiedad del calcetín que le hace perder forma y sujeción a la piel, lo que provoca que sea llevado hacia el interior del zapato provocando molestias inimaginables a quien padece un caetín. Un claro caso de desplazamiento del calcetín que se mueve de su lugar correcto hacia posiciones incorrectas,

No hay estudios que demuestren si el caetín del pie derecho es más o menos probable que el del izquierdo, aunque evidencia anecdótica sugiere que el pie izquierdo es ligeramente más común en turistas que caminan por Venecia, especialmente aquellos que se pierden y tratan de usar mapas localizando nombres de calles.

Por su parte, Wilhemm von Pfaffpfaff ha dicho que «El caaetín es un fenómeno notable de falta de vínculo, unión y trabazón entre el pie y el calcetín; es decir, un defecto de acoplamiento, ligadura y retención, cuyos orígenes pueden ser descritos en términos de atadura, compromiso e incluso constreñimiento».

Declaraciones que causaron escasa reacción, pero que sirvieron para la declaración de principios de una ONG consagrada al combate en contra del caetín. Dada la escasez de causas dignas de ser la razón de existir de las ONGs, esta nueva organización no pudo sino seleccionar al caetín y tomar las declaraciones de Pfaffpfaff.

Esta ONG, LoveSocks, asegura que el caetín no es más que un reflejo submaterial y sociobiológico que apunta a fenómenos de dominio, influencia, yugo y abuso del 1% de la población que no sufre caetín y ante lo que no hay más remedio que el avasallamiento subordinado y jerárquico que el imperialismo produce y que fue causa central de la caída de la URSS y la situación venezolana.

La ONG ha declarado que

«Según nuestra declaración de principios en su inciso 78-B,14, creemos que no obstante los órganos competentes universales deben actuar planeando anticipadamente, tal anticipación debe estar en concordancia y solidaridad social con todos los niveles de garantías psicosociales tanto estáticas como dinámicas, sin menosprecio institucional y con amplio sentido neo-dialéctico y con consistencia semántico-pluralista que evite develaciones hegemónicas con declaraciones estatales anti-imperialistas con falsa simbología semiótica que alumbre irreflexivamente el drama del caetín».

Post Scriptum

Existe una cierta escasez de palabras que sirven para denominar objetos y acciones que carecen de un término que las designe. En aras de remediar esa falta del idioma, se ofrece un remedio siquiera parcial.

ContraPedia tiene un antecedente en los 80, cuando fueron publicadas una serie de propuestas de palabras y personajes que no existían. Eran muy breves. Esta versión respeta la idea original, jamás publicada antes, con textos más amplios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *