Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
Cambio de Miras
Eduardo García Gaspar
18 septiembre 2003
Sección: MEDIOS DE COMUNICACION, Sección: Una Segunda Opinión
Catalogado en:


Hace pocos días, Reuters, la agencia de noticias reportó que soldados israelíes entraron a un campo de refugiados de Gaza donde fueron recibidos con disparos.

Respondieron al fuego y un disparo de un tanque mató a un muchacho de 15 años que no portaba armas, hiriendo también a gente armada.

Hasta aquí, una noticia y un reporte de un suceso. Lo que llama la atención fue el encabezado de la noticia, que era el siguiente “Tropas israelitas matan a joven después del discurso de Bush en la ONU”.

Es verdaderamente imperdonable hacer eso, pues editorializa estableciendo una relación entre dos sucesos independientes y dejando un sabor negativo intencional hacia Bush.

Eso es una violación de la obligación de objetividad obligada en los medios. Podemos fácilmente concluir que Reuters está en contra de Bush y que esconde su posición en sus reportes.

Con ese ejemplo, puedo entrar a mi materia. Es mi impresión personal que para propósitos de reportes de noticias, los medios mexicanos deben ser vistos en dos etapas muy diferentes.

La primera de esas etapas es la del régimen priísta, cuando reportar con la verdad era arriesgar incluso la vida; eran los tiempos de lucha, de arremeter en contra del sistema autoritario, de descubrir sus mentiras y de llevarlas a la luz pública.

Recuerdo esos tiempos, pues fui parte de ellos desde 1982. Eran días de denuncia, de oposición, de revelaciones y de mucho valor. Pero esa época ya pasó, esos días han terminado y ahora es posible una libertad de prensa en casi todo lo que esa expresión significa.

Este es un cambio importante del que mucho me temo no se han dado cuenta muchos medios mexicanos.

La nueva situación política mexicana es ahora más compleja de entender y ella ya no requiere tantas dosis de denuncia y de ataque a la autoridad, necesita más análisis y más estudio.

De la época del valor grande, de los ataques y denuncias graves hemos transitado afortunadamente a un sistema democrático, con un gobierno legítimo y una amplia división de poderes.

Ya no se necesitan los ataques fuertes a la autoridad, ni mucho menos una actitud febrilmente contraria al gobierno. Lo que es ahora necesario es un periodismo de más profundidad, más analítico, más sutil, más pensado. Y, es mi impresión, que no tenemos en lo general eso.

Los periodistas mexicanos siguen trabajando como si su deber fuera atacar sin merced a la autoridad, la que sea. Y con eso, los medios incumplen con su deber.

El ejemplo de Reuters muestra que la prensa está muy lejos de ser perfecta, como muchos periodistas creen serlo en todas partes del mundo. Lo atrasado de los medios noticiosos es notable, para México, es sus ansias de ver las cosas blancas o negras, cuando su deber es reportar las cosas grises de la vida real.

Los consistentes ataques a la presidencia mexicana actual son patéticos por su superficialidad consistente y su parcialidad abrumadora. No digo que la presidencia sea intocable, pero sí digo que las noticias sobre ella deben dejar de editorializar superficialmente.

México ha cambiado y no puede seguir teniendo el mismo periodismo de antes, simple y valiente a veces.

El nuevo periodismo que se requiere es más sutil, más difícil, menos extremo, más balanceado y alejado de la tentación de editorializar.

La gran desfortuna es que la gran mayoría de los medios noticiosos no han reconocido ese cambio de tiempos políticos y creen que deben mantenerse haciendo lo mismo de antes, lo que es más cómodo ahora, pues se le han quitado las consecuencias posteriores por parte de la autoridad en la mayoría de los casos.

Es mucho más fácil atacar a la presidencia ahora que ponerse a analizar la situación y reportar pros y contras. Lo que digo al final es que los medios deben reconocer que épocas tan distintas merecen periodismos distintos y que su labor no es la de editorializar los puntos de vista de sus administraciones, sino la de reportar las realidades.

Y si no me cree, nada más hay que ver la terrible falta de equidad en los reportes de la guerra de Irak, claramente sesgados en su contra, lo que significa modificar la información intencionalmente.

ContraPeso.info es un proveedor de ideas que explican la realidad económica, política y cultural y que no contienen los medios dominantes. Sostiene el valor de la libertad responsable y sus consecuencias lógicas.





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras