Ciclo B

Inicio TEXTOS DE UN LAICO Ciclo B Página 4

Textos de un laico: ciclo B

Cada columna contiene un intento de encontrar los comunes denominadores de las tres lecturas de la misa católica de cada domingo del ciclo B. Ellas presentan un resumen del Evangelio del día, y de las dos lecturas anteriores.

20 Domingo Ordinario (ciclo B)

0

Nuestra existencia como rodeada de “invitaciones” al libertinaje, a la codicia, al materialismo, a las riquezas. Entre todas ellas está la invitación de Jesús...

25 domingo ordinario (ciclo B)

0

El bien es superior, infinitamente superior: es la paz, la comprensión. Es Dios mismo, como el justo que se pone frente al mal y triunfa con la resurrección y la salvación universal.

28 Domingo Ordinario (ciclo B)

0

Las lecturas de este domingo ponen frente a nosotros el llamado de Dios y el llamado de lo material. Está en nosotros responder.

19 Domingo Ordinario (ciclo B)

0

Así se define a la real libertad, la de optar por voluntad propia seleccionado el alimento divino por encima de cualquier otro bien...

32 domingo ordinario (ciclo B)

0

Creer en Dios nos lleva a hacer cosas que humanamente no se comprenden y que nos harán aparecer como tal vez locos o insensatos.

27 Domingo Ordinario (ciclo B)

0

El amor no puede ser temporal ni efímero. ¿Cómo lo sabemos? Dios nos lo ha mostrado. Su amor es eterno hacia nosotros. Es infinito. Le ha requerido sacrificio, el mayor de todos los posibles. Él nos ha puesto el ejemplo y es decisión nuestra seguirlo.

Cristo Rey (ciclo B)

0

Cristo Rey se nos presenta como una brújula que guía nuestra vida, el destino final al que debemos ir: esplendoroso, regio. Saber que tenemos un destino así es ocasión de gozo y alegría sin fin.

15 Domingo Ordinario (ciclo B)

0

Debemos ser imitadores de Pablo. A nuestro nivel, dentro de nuestras limitaciones, pero es obvio que Dios no nos dice «quédate cómodamente sentado...

2 Domingo Ordinario (ciclo B)

0

Tenemos, por tanto, un dato real: el llamado de Dios a cada uno de nosotros existe sin excepción. De una manera o de otra, Dios nos llama sin cesar. Está en nosotros responder o no a ese llamado

30 Domingo Ordinario (ciclo B)

0

Jesucristo está siempre llamándonos, atrayéndonos a él y nos deja a nosotros la decisión de contestar, que era lo que en realidad hacia Bartimeo, contestar el llamado divino y que fue respondido por la fe del ciego.

Subscribe to our mailing list

* indicates required