Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
Drogas o Manzanas, es lo Mismo
Eduardo García Gaspar
18 febrero 2008
Sección: ECONOMIA, Sección: Una Segunda Opinión
Catalogado en: ,


Vea usted esto como una obra de teatro en dos actos, en la que si yo le digo en qué consiste el primero, con extrema facilidad usted va a adivinar qué sucede en el segundo.

PRIMER ACTO. El gobierno de cualquier país decide luchar contra el tráfico de drogas y tiene éxito en alguna medida. Por ejemplo, México, donde en los últimos meses se han registrado éxitos notables en esa lucha. Los decomisos son grandes: 2 mil kilos de marihuana 51 mil de cocaína y otros más. La imagen que da este primer acto es uno de victoria y alegría. Más unas 20 mil personas arrestadas. Pero la cortina se cierra y hay que adivinar qué sucederá.

SEGUNDO ACTO. Lo natural: los precios de esas sustancias suben por causa de las cantidades decomisadas. Las cifras estimadas de esos precios indican incrementos que oscilan entre el 40 y el 70 por ciento, dependiendo de la sustancia específica. Si usted predijo que los precios subirían por lo sucedido en el primer acto, créame que sabe más de economía que muchos gobernantes.

Pero ahora viene lo bueno, porque resulta que no es una obra de teatro de dos actos, sino de tres. Se trata de saber qué sucede en ese tercer acto. Antes de seguir, trate de pensar en la consecuencia natural de lo que sucedió en el segundo.

TERCER ACTO. El negocio se ha vuelto atractivo por dos razones. Una, los precios de las sustancias son más altos que antes y eso atrae a personas que buscan tener utilidades altas. Dos, se han producido huecos en el mercado: los arrestos de traficantes han creado vacíos de producción y distribución con menor competencia. El negocio florece porque la autoridad ha tenido éxito en su lucha contra el narcotráfico.

La paradoja es fascinante: teniendo éxito en capturas y decomisos se tiene un fracaso aún mayor. No es que el mundo se haya vuelto loco, sino que nuestro mundo así funciona. Tiene leyes y unas de esas leyes son económicas. La cuestión empeora por una realidad: la demanda de drogas es inelástica: el aumento del precio no afecta a la cantidad demandada en igual proporción. Es decir, la mayor parte del precio de las drogas tiene su origen en la lucha contra ellas y es lo que hace que sea un negocio atractivo.

El mercado de las drogas funciona igual que los del resto de los bienes. Piense usted en una situación casi opuesta, la del agua, que en México tiene un precio bajo (aunque varía por región). Con un precio reducido, el agua tenderá a ser más demandada que con un precio mayor. Consecuentemente, si quiere usted que las personas cuiden el agua, quite los subsidios. No es gran ciencia. Se sabe todo esto desde hace siglos.

Esas leyes de oferta y demanda son naturales en el sentido de que nuestro mundo está construido de esa manera. Violar estas leyes va a tener un costo, lo mismo que si alguien cree que puede violar la Ley de la Gravitación. Claro, el costo de tirarse de un edificio de diez pisos se paga de inmediato, pero el costo de violar las leyes económicas tarda en notarse… una cualidad que hace creer a muchos inocentes que ellas son falsas, o que son un invento capitalista. Otro ejemplo ayuda a entender estas cosas.

Algunos proponen que se pongan impuestos especiales a bienes de lujo, lo que los hará subir de precio y, por tanto, tener una cantidad demandada menor. Pero quienes calculan el ingreso fiscal de esos impuestos mayores suelen pensar que la gente seguirá comprando esos bienes en la misma cantidad. No, comprarán menos que proporcionalmente al incremento del precio total.

Estas leyes son la causa por la que los controles de precio no son efectivos: si el precio controlado es menor al que se formaría naturalmente en el mercado, los productores reducirán su oferta y los consumidores elevarán su demanda. Habrá faltantes del bien en cuestión y con facilidad podrán crearse mercados negros, como en Alemania después de la guerra y ahora en Venezuela.

Las leyes económicas, lo siento mucho, sí existen. Si ellas no existieran, eso querría decir que vivimos en el Paraíso Terrenal, con recursos ilimitados y sin necesidad de trabajar.

Post Scriptum

Los datos de decomisos, arrestos y precios fueron tomados de la columna de Sergio Sarmiento, Victoria, 6 febrero, Grupo Reforma.

El 15 de julio de 2008, El Universal de la Ciudad de México reportó que,

El narcotráfico controla 80 municipios del país y la actividad delictiva en ellos; cobra derecho de piso a empresas, una especie de impuesto, y lucra con la trata de seres humanos dedicados a la prostitución. La influencia de los jefes del tráfico de drogas alcanza a las autoridades municipales, principalmente en los estados de Michoacán y Tamaulipas, de acuerdo con datos de la Procuraduría General de la República.

Se trata de uno de los efectos colaterales de la prohibición del consumo de drogas: produce tal cantidad de recursos en manos de los criminales que ello son capaces de empezar a dominar regiones.

ContraPeso.info fue lanzado en enero de 2005 y es un proveedor de ideas e información para el interesado en buscar ideas y explicaciones de la realidad económica, política y cultural.





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras