Contrapeso En defensa de la libertad y el sentido común
Nuevos Viejos Dinosaurios
Eduardo García Gaspar
27 noviembre 2012
Sección: POLITICA, Sección: Una Segunda Opinión
Catalogado en: ,


No es sorpresa. Es sólo confirmación.

Constatación de pobreza mental, de indigencia de ideas, de escasez intelectual.

Me refiero a una noticia de hace un par de días.

Fue el reporte de lo dicho por alguien que lleva el improbable nombre de Gary Brian López.

Es un vocero de lo que se llama #YoSoy132.

Anunció que ese movimiento y un grupo de organizaciones afines harán algo en 1 de diciembre próximo. Intentarán impedir que Peña Nieto rinda su protesta como nuevo presidente en la sesión del congreso federal ese día.

Lo mismo que hicieron cuando protestaron contra la reforma laboral. Según ese estudiante del Instituto Politécnico Nacional, con ellos estarán el SME y miembros disidentes del sindicato educativo. Todos miembros distinguidos de la política mexicana.

Interesante modo de actuar para quienes se proclaman en favor de una “democracia auténtica”, a la que parecen definir como lo que ellos piensan y quieren, sin contar con lo que otros digan.

Las creencias políticas de las protestas se han limitado a movilizaciones contra la “imposición” de Peña Nieto. En resumen, nada nuevo, todo viejo: hacer política es igual marchar en la calle para presionar al gobierno.

Incluso en el lenguaje se percibe lo caduco. Por ejemplo, según la nota, en un documento presentado se decía,

“La reforma Calderón-Peña es la primera… que los grandes capitales pretenden aplicar en nuestro país, para conseguir una tierra fértil a las maquiladoras, al trabajo precarizado y a la explotación indiscriminada de nuestro recursos naturales”.

Un lenguaje de mediados del siglo pasado y anterior incluso.

El suceso muestra un panorama triste de la política en este país. Cuando ella se ve reducida a movilizaciones callejeras, limitada a posiciones opositoras, confinada a clisés repetidos hasta la saciedad, cuando suceden cosas así, el país sufre consecuencias.

Los efectos de una acción política pobre que frena posibilidades de avance. Me refiero al drama de inquietud juvenil que con inocencia e ingenuidad se mantiene dentro de un marco de posibilidades formado por quienes los utilizan.

No es novedad que entre ese movimiento y López Obrador haya lazos estrechos, ideológicos y de conveniencia. Esta es una buena muestra de la ingenuidad y el candor de personajes como Gary Brian.

Credulidad absoluta dada a personajes dudosos. Total, una decepción absoluta.

Esta decepción puede ser mostrada con la imagen de los dinosaurios.

Ellos han sido usados como una metáfora que representa a la vieja guardia de la política mexicana, a los retrasados en el tiempo, a los vulgares corruptos, a la peor cizaña y más baja calaña de los gobernantes mexicanos.

Dinosaurios que cualquier gente con sentido común desea ver desaparecidos.

Lo decepcionante es ver nacer una nueva generación de dinosaurios en movimientos como el de #YoSoy132.

Sus ideas son las mismas y los dinosaurios viejos han sido tan hábiles como para no ser notados por la nueva generación. Creyendo hacer un bien al país, estos jóvenes están realmente defendiendo lo peor de la política mexicana.

Lo anterior puede explicarse de forma esquemática con dos factores.

• El primero es una enorme ignorancia económica y política.

• El segundo es una ansia activista desencaminada.

El primero de los factores, la ignorancia política y económica, ha sido mencionada buena cantidad de veces: la inmensa mayoría de las personas desconocen de temas políticos y económicos. Simplemente no saben de ellos.

Eso sucede a la mayoría de los ciudadanos, quienes están ocupados con sus asuntos cotidianos, tanto que no tienen tiempo para prepararse en terrenos como los de política y economía.

Este factor, que es muy común, se torna un agravante serio cuando se combina con activismo social. Sin preparación suficiente, el activista equivoca metas, estrategias y tácticas. Favorece lo que debe evitar y se opone a lo que debe favorecer.

La ignorancia con el activismo, peor aún, convierte a los inquietos en carne de cañón, en compañeros de viaje, en aliados inconscientes de los taimados, arteros y ladinos que los utilizan para sus propios fines.

Total, una lástima ver el desperdicio de una inquietud que merece un mejor destino.

Ver nacer a posibles nuevos dinosaurios señala que la política en el país seguirá siendo pobre y vulgar. Tragedia de juventud decrépita.

Post Scriptum

La nota que usé es de El Norte (25 noviembre 2012).

Una tesis similar se encuentra en la columna de L. Girondella, con el análisis De Nuevo al Pasado.

ContraPeso.info es un proveedor de ideas que explican la realidad económica, política y cultural y que no contienen los medios dominantes. Sostiene el valor de la libertad responsable y sus consecuencias lógicas.





esp
Búsqueda
Tema
Fecha
Newsletter
RSS Facebook
Extras