Hay propuestas económicas que se repiten en diferentes lugares y tiempos —como la de dar tratamientos preferenciales a ciertas zonas de un país; por ejemplo, en México recientemente:

«AMLO y gobernadores fronterizos acuerdan aumentar salario mínimo y reducir IVA e ISR». eleconomista.com.mx

La justificación del tipo de propuestas es su buena intención: haciendo eso se progresará —lo que implora la pregunta de que si eso es así, por qué no se hace lo mismo en el resto del país.

Pero quiero poner mi atención en el acto gubernamental de manejar los precios —en este caso, el precio del trabajo, el que se se duplicará de golpe a 176.72 de salario mínimo.

Este caso de decretos de salarios mínimos es una de las modalidades del control de precios de bienes y servicios por el que se impide legalmente contratar personas a un precios menor al decretado —lo que tiene el efecto colateral de crear economía subterránea con salarios menores.

El control del salario es una de las maneras de determinar su precio, por la que legisladores y gobernantes deciden cuánto debe pagarse por el trabajo —siempre con la idea de que eso representará un beneficio al trabajador porque aumentará sus ingresos.

Hay otra modalidad para elevar salarios y aumentar el bienestar de los trabajadores —se le conoce como productividad. Conforme ella aumente, los ingresos por trabajo se elevan sin necesidad de decretos legales, sino espontáneamente.

Sucesos como adelantos tecnológicos, innovaciones, nuevos procesos de producción y cosas del estilo aumentan la productividad y tienen el efecto de elevar ingresos —lo que significa que si los gobiernos frenan inversiones e innovaciones, estarán también frenando a la productividad.

El camino correcto, por ser sólido y sustentable, para elevar ingresos es el de facilitar la inversión y el desarrollo de innovaciones. El aumento al doble del salario mínimo, por decreto, producirá sobreoferta de trabajo y reducción de su demanda, es decir, desempleo.

En el fondo de propuestas como la que he citado, existe un cimiento muy débil formado por buenas intenciones que ignoran efectos no intencionales —y que son considerables.

ContraPeso.info es un proveedor de ideas que explican la realidad económica, política y cultural y que no contienen los medios dominantes. Sostiene el valor de la libertad responsable y sus consecuencias lógicas.